Carta pastoral de Mons. Rafael Zornoza: La diócesis, pueblo de Dios que quiere abrazar el mundo

El día 7 de noviembre es el Día de la Iglesia Diocesana, un día para recordar que no vivimos la fe en solitario, sino que juntos –entre nosotros y con el Señor que camina a nuestro lado—, en familia, logramos mantener las parroquias y comunidades vivas y activas.  Esto nos da la oportunidad de recordar la belleza y la grandeza de la Iglesia universal porque en ella ha querido quedarse y hacerse presente Dios, nos ha unido íntimamente a Él y permanentemente nos ofrece su Espíritu, por el que nos regala su gracia y nos fortalece. La Iglesia no es una simple institución humana, como otra cualquiera, sino que está estrechamente unida a Dios. No se puede separar a Cristo de la Iglesia. Cada diócesis, hace así presente la familia de los hijos de Dios y se ofrece a los demás como el pueblo de Dios que quiere abrazar al mundo.

En cada parroquia nacemos a la fe y en ella descubrimos que somos una familia dentro de otra gran familia, la de los hijos de Dios. Hoy recordamos lo importante que es poner lo que somos al servicio de los demás. «Somos lo que tú nos ayudas a ser. Somos una gran familia contigo», un lema que recuerda que juntos, como familia, logramos una parroquia activa que responde a la llamada de Dios. La fe es fuerza que une. No se puede creer en solitario, solo es posible en la comunión de la Iglesia. “La Iglesia, por medio del anuncio de la Palabra, la celebración de los sacramentos y el ejercicio de la caridad, desea suscitar en el corazón de los cristianos la alegría del evangelio (Iglesia en misión al servicio de nuestro pueblo. Plan Pastoral de la Conferencia Episcopal Española (2016-2020). El amor de Dios nos puede transformar personalmente y nos hace transformar el mundo con paciencia, haciendo el bien. Seguir a Jesús en la fe es caminar con Él en la comunión de la Iglesia. No podemos seguirle en solitario.

En España, la Iglesia está presente a través de 70 diócesis presididas por un obispo o arzobispo. A estas diócesis pertenecen actualmente las 22.993 parroquias que son atendidas por 16.960 sacerdotes, junto con otras realidades diocesanas. Las Órdenes y congregaciones religiosas, sus casas, los monasterios y el resto de formas de vida consagrada, junto con las más de 13.443 entidades religiosas inscritas en el Registro de entidades religiosas (cofradías, hermandades, asociaciones, fundaciones, movimientos …) completan el mapa de las realidades de la Iglesia en España. Una Iglesia que formamos los millones de católicos que contribuimos con nuestro testimonio, dedicación y trabajo a hacer presente el mensaje del evangelio en la sociedad.

Juntos somos Iglesia Diocesana, poniendo todo lo que somos al servicio de los otros y colaborando juntos llevamos a cabo la labor de la Iglesia. Juntos logramos que una parroquia sea viva, comprometida, apasionada por Jesucristo y entregada a los demás. Esta campaña también nos pide colaborar para hacer nuestras parroquias más comprometidas, más cercanas, porque unidos entre nosotros y con Dios, como nos pide el Papa Francisco al inicio del sínodo diocesano, escuchando la voz de Dios, seremos sus testigos y llegamos a todos. Ciertamente esto cuenta con la participación, en la que cada uno aporta según sus posibilidades y sus circunstancias: con tu tiempo, con tus cualidades, con tu oración, con un donativo. Se trata de poner lo que somos al servicio de los otros y en la Iglesia.

La Iglesia es una comunidad siempre en camino. La razón de su existir es que podamos conocer y llegar a Dios, y cuenta contigo. Cada uno se debe preguntar ¿cómo puedo yo ayudar? Seamos corresponsables de la labor de la Iglesia y de su sostenimiento. Demos hoy la respuesta que exige este momento histórico para fortalecer nuestra fe, nuestras instituciones,  nuestra comunicación cristiana de bienes, para mostrar la caridad que nos define como discípulos del Señor.

+ Rafael Zornoza

Obispo de Cádiz y Ceuta

Mons. Rafael Zornoza
Acerca de Mons. Rafael Zornoza 356 Articles
RAFAEL ZORNOZA BOY nació en Madrid el 31 de julio de 1949. Es el tercero de seis hermanos. Estudió en el Colegio Calasancio de Madrid con los PP. Escolapios, que simultaneaba con los estudios de música y piano en el R. Conservatorio de Madrid. Ingresó en el Seminario Menor de Madrid para terminar allí el bachillerato. En el Seminario Conciliar de Madrid cursa los Estudios Teológicos de 1969 a 1974, finalizándolos con el Bachillerato en Teología. Ordenado sacerdote el 19 de marzo de 1975 en Madrid fue destinado como vicario de la Parroquia de San Jorge, y párroco en 1983. Impulsó la pastoral juvenil, matrimonial y de vocaciones. Fue consiliario de Acción Católica y de promovió los Cursillos de Cristiandad. Arcipreste del Arciprestazgo de San Agustín y miembro elegido para el Consejo Presbiteral de la Archidiócesis de Madrid desde 1983 hasta que abandona la diócesis. Es Licenciado en Teología Bíblica por la Universidad Pontificia Comillas de Madrid, donde también realizó los cursos de doctorado. Preocupado por la evangelización de la cultura organizó eventos para el diálogo con la fe en la literatura y el teatro e inició varios grupos musicales –acreditados con premios nacionales e internacionales–, participando en numerosos eventos musicales como director de coros aficionados y profesor de dirección coral. Ha colaborado además como asesor en trabajos del Secretariado de Liturgia de la Conferencia Episcopal. En octubre de 1991 acompaña como secretario particular al primer obispo de la de Getafe al iniciarse la nueva diócesis. Elegido miembro del Consejo Presbiteral perteneció también al Colegio de Consultores. Inicia el nuevo seminario de la diócesis en 1992 del que es nombrado Rector en 1994, desempeñando el cargo hasta 2010. Ha sido profesor de Teología en la Escuela Diocesana de Teología de Getafe, colaborador en numerosos cursos de verano y director habitual de ejercicios espirituales. Designado por el S.S. el Papa Benedicto XVI obispo titular de Mentesa y auxiliar de la diócesis de Getafe y fue ordenado el 5 de febrero de 2006. Hay que destacar en este tiempo su dedicación a la Formación Permanente de los sacerdotes. También ha potenciado con gran dedicación la pastoral de juventud, creando medios para la formación de jóvenes cristianos, como la Asociación Juvenil “Llambrión” y la Escuela de Tiempo Libre “Semites”, que capacitan para esta misión con la pedagogía del tiempo libre, campamentos y actividades de montaña. Ha impulsado además las Delegaciones de Liturgia, Pastoral Universitaria y de Emigrantes, de importancia relevante en la Diócesis de Getafe, así como diversas iniciativas para afrontar la nueva evangelización. Pertenece a la Comisión Episcopal de Seminarios de la Conferencia Episcopal Española –encargado actualmente de los Seminarios Menores– y a la Comisión Episcopal del Clero. Su lema pastoral es: “Muy gustosamente me gastaré y desgastaré por la salvación de vuestras almas” (2Cor 12,13). El 30 de agosto de 2011 se ha hecho público su nombramiento por el Santo Padre Benedicto XVI como Obispo electo de Cádiz y Ceuta. El 22 octubre ha tomado posesión de la Diócesis de Cadiz y Ceuta.