Jornada preparatoria en la diócesis de Málaga de las Semanas Sociales 2021

Para preparar las Semanas Sociales que a nivel nacional tendrán lugar en Sevilla del 25 al 27 de noviembre, la diócesis de Málaga tiene convocadas dos sesiones de trabajo previas, el 25 de septiembre y 2 de octubre. Este primer encuentro de septiembre tenía lugar en el Centro Superior de Estudios Teológicos «San Pablo». Contó con la presencia, por parte de la Junta Nacional de las Semanas Sociales, de Sebastián Mora.

El pasado 25 de septiembre se celebró, en la sede del Centro Superior de Estudios Teológicos «San Pablo», el primero de los Foros de deliberación de las Semanas sociales. El sábado 2 de octubre se celebrará en segundo encuentro con el objetivo de sintetizar las reflexiones y propuestas más significativas.

La reunión contó con una rica participación de personas vinculadas al ámbito económico, educativo, social, cultural y político.  Con una rica pluralidad de procedencias, ideologías y experiencias personales que enriquecieron la reflexión. Sebastián Mora, miembro de la Junta Nacional de Semanas Sociales, y José Miguel Santos, coordinador diocesano de las Jornadas, presentaron el itinerario de trabajo de las Semanas Sociales, el documento base de diálogo y realizaron las tareas de moderación y secretaria.

Se presentó una primera pregunta general sobre el diagnóstico del espacio público. Salieron multitud de visiones, análisis de procesos sociales y económicos, así como, un recorrido histórico del espacio público desde la transición hasta nuestros días.  Unas primeras consideraciones describían un espacio público que a veces es débil, frágil, sesgado y, en muchas ocasiones, hasta fragmentado. Especial debate hubo en torno a cómo la pluralidad se está mostrando de manera muy polarizada en nuestra sociedad, no solo en los espacios públicos sino también en los ámbitos domésticosEn muchas personas se percibe un profundo malestar social, producido por las diversas desigualdades, y la intensa incertidumbre que vivimos. El individualismo, el relativismo y la inmediatez que reclamamos la ciudadanía, fueron rasgos analizados en la jornada. También, se dialogó sobre los aspectos positivos que van surgiendo desde el compromiso de los jóvenes, la mayor información sobre temas políticos y sociales, etc.

El segundo bloque, establecido el diagnóstico, giró en torno a las propuestas que desde el mundo cristiano podemos proponer. Se puso un especial acento sobre los temas educativos y la acción socio-caritativa como espacios privilegiados de vivir el compromiso público. Como algunas personas formularon, se necesitan personas sólidas para estos tiempos líquidos, especialmente en la vida pública, y la educación es vital.

En el ámbito social la Iglesia ha aportado y sigue aportando una presencia cualificada, pero sin embargo, en el mundo de la cultura la Iglesia ocupa un lugar secundario.  Citando a San Juan Pablo II se compartió como un drama profundo es el poco protagonismo de la Iglesia en el ámbito de la cultura proponiendo líneas de trabajo para una presencia densa en el discurso público de la cultura.

Un aspecto muy interesante versó en torno a la ética profesional. Un primer aporte de los cristianos para la vida pública debería surgir del testimonio ético de los profesionales cristianos. El mundo del trabajo y las profesiones puede jugar un papel determinante en la esfera pública.

Durante todo el encuentro, de manera transversal, apareció la reflexión sobre el laicado. Una Iglesia, que sigue siendo clerical, es muy difícil que se mueva en el espacio público. El compromiso laical es esencial para la regeneración de la vida pública.

Para terminar esta síntesis, que deja muchas ideas en el tintero, es de justicia compartir la centralidad que se le otorgó al diálogo como forma de presencia. Ese diálogo corajudo, del que habla el Papa en Fratelli Tutti, y que los cristiano debemos poner en práctica, hacia dentro de la Iglesia, y hacia el exterior en ese anhelo de construir un espacio público más equitativo y reflexivo.

 

Sevilla acoge el Congreso final de las Semanas Sociales

Durante los meses de septiembre, octubre y primeros de noviembre se están celebrando estos encuentros previos en las diócesis para trabajar sobre la guía de trabajo, “La regeneración de la vida pública. Una llamada al bien común y a la participación. Guía de Trabajo para los Seminarios«.

Las Semanas Sociales son un instrumento de la Conferencia Episcopal Española con más de un siglo de antigüedad para promover la Doctrina Social de la Iglesia, y que centra su mirada, hoy, en la regeneración de la vida pública.

Lo recogido en el trabajo de estos equipos se compartirá en el Congreso final de noviembre en Sevilla.

(Conferencia Episcopal Española)

Agencia SIC
Acerca de Agencia SIC 44881 Articles
SIC (Servicio de Información de la Iglesia Católica), es una agencia de noticias y colaboraciones referidas a la Iglesia en España, creada en noviembre de 1991 por el Episcopado español y dependiente de la Comisión Episcopal de Medios de Comunicación Social (CEMCS).