Los obispos de la UE piden proteger y cuidar la vida

La Presidencia de la Comisión de Episcopados de la Unión Europea (COMECE) ha enviado una carta a David Sassoli, presidente del Parlamento Europeo (PE), en relación con la resolución sobre el aborto en Polonia que el mismo Parlamento acordó el 26 de noviembre de 2020.

En su carta, los obispos de la UE recalcan una vez más que la Iglesia católica, que busca apoyar a las mujeres en situaciones de vida derivadas de embarazos difíciles o no deseados, pide que toda la vida futura sea protegida y cuidada.

“Desde un punto de vista legal – subrayan los obispos – ni la legislación de la Unión Europea ni la Convención Europea de Derechos Humanos prevé el derecho al aborto. Este asunto se deja a los sistemas legales de los Estados miembros.

Uno de los principios fundamentales de la Unión Europea es el principio de atribución, en virtud del cual la Unión actúa únicamente dentro de los límites de las competencias que los Estados miembros le han asignado en los Tratados. “El estricto respeto de este principio es – podemos leer en la carta – una exigencia del Estado de derecho, uno de los valores fundamentales de la Unión. »

Si bien aprueba la resolución del Parlamento que hace hincapié en el respeto del Estado de derecho, la COMECE subraya que “el Estado de derecho también requiere el respeto de las competencias de los Estados miembros y las decisiones que toman en ejercicio de sus poderes exclusivos.»

En su carta, los obispos de la UE también expresan su preocupación por el cuestionamiento por parte de la resolución del PE del derecho fundamental a la objeción de conciencia, que emana de la libertad de conciencia. “Teniendo en cuenta que los objetores de conciencia en el sector de la salud a menudo son discriminados, esto es particularmente preocupante”, continuó la carta.

(Traducción no oficial)

(COMECE)

 

 

Agencia SIC
Acerca de Agencia SIC 45153 Articles
SIC (Servicio de Información de la Iglesia Católica), es una agencia de noticias y colaboraciones referidas a la Iglesia en España, creada en noviembre de 1991 por el Episcopado español y dependiente de la Comisión Episcopal de Medios de Comunicación Social (CEMCS).