Reunión de los secretarios generales del CELAM, España e Italia sobre la pandemia del coronavirus

Luis Argüello, secretario general de la CEE, durante una rueda de prensa

A las 9 horas de Bogotá (Colombia) y 16 horas de Europa del pasado miércoles 15 de abril, el Secretario General de la CEE, Luis Argüello, mantuvo una videoconferencia con los Secretarios Generales de las Conferencias Episcopales del CELAM en la que participó también el secretario de la Conferencia Episcopal Italiana, Stefano Russo.

La reunión fue presidida por Monseñor Miguel Cabrejos, Arzobispo de Trujillo y Presidente del CELAM, y fue moderada por D. Juan Carlos Cardenas, Secretario General del CELAM y Auxiliar de Cali.

En dicha reunión también participaron los secretarios generales de las conferencias episcopales de 14 países del continente americano: Argentina, Bolivia, Brasil, Chile, Colombia, El Salvador, México, Paraguay, Perú, Puerto Rico, República Dominicana, Uruguay, Venezuela y Ecuador.

En el encuentro compartieron los efectos de la pandemia provocada por el coronavirus (COVID19) que está provocando dolor y una grave amenaza de futuro. Desde la esperanza, los secretarios generales quisieron resaltar la creatividad pastoral, la cercanía de la Iglesia y la eclosión de las Iglesias domésticas.

Además, Europa e Iberoamérica coincidieron en la preocupación por los ancianos, y el acompañamiento a los difuntos, duelo y las graves situaciones sociales y humanitarias.

Por su parte, los obispos de América Latina comentaron que la creatividad resalta la participación de los jóvenes, la presencia en redes y una preocupación, algo que en Europa no se ha subrayado con tanta fuerza, por las cárceles, los seminarios, la extraordinaria dificultad en los colegios de la Iglesia, y el gran problema de las personas que viven en la calle y aquellas otras que necesitan salir para encontrar su sustento diario. Una preocupación especial para dos países como Venezuela y Ecuador. Por ello, mostraron su esperanza en el llamamiento del papa Francisco a condonar la deuda.

Por último, llegaron a la conclusión de que la pandemia global está acelerando el cambio de época y eso está provocando que se acelere también la transformación de su forma de atención pastoral.

 

 

Conferencia Episcopal Española