#CadaGradoCuenta. Cáritas Chile lucha contra el cambio climático

El último informe del Grupo Intergubernamental de Expertos sobre el Cambio Climático (IPCC), publicado en septiembre de 2019, puso de relieve cómo todavía, a pesar de los esfuerzos realizados, no hemos sido capaces de revertir una situación que, si no se controla, seguirá afectando gravemente a nuestras vidas y a todas las formas de vida en el planeta. Desde 1850 hasta hoy, el aumento de la temperatura ha sido de 1, 1 grados y, teniendo en cuenta que sólo entre 2011 y 2015 el aumento fue de 0,2 grados, es evidente que cada 5 años la temperatura aumentará alrededor de un 20% y que las consecuencias del aumento de la temperatura mundial de 1,5 grados serían catastróficas.

En “Florecerá en el desierto”, documento de trabajo de la Pastoral social Cáritas Chile, se plantean algunas situaciones significativas que afectan el ambiente, entre ellas están: la explotación de minerales en la zona norte, genera contaminación y un uso excesivo del agua, lo que a su vez produce la escasez del recurso. Las centrales termoeléctricas generan en ocasiones, el derrame de metales pesados y nocivos para la salud. La deforestación, producto de las malas prácticas agrícolas y ganaderas, así como el uso intensivo del agua. La introducción de monocultivos comerciales impacta haciendo disminuir los bosques nativos. La concentración de la población en las ciudades, aumenta la contaminación del ambiente, por la vía del transporte urbano y la presencia de industrias contaminantes, entre otras razones.

Cáritas Chile, por lo tanto, invita a todos, con #CadaGradoCuenta, a tomar conciencia de esta situación y se propone actuar para que todos los sectores de la sociedad civil contribuyan al cuidado de Nuestra Madre Tierra. No tenemos más tiempo, es hora de actuar contra el cambio climático. Es muy importante reducir las emisiones de gases de efecto invernadero, y para ello se requiere el compromiso de todos, comunidades y empresas, así como de la sociedad civil y las organizaciones estatales y de la comunidad internacional.

A través de #CadaGradoCuenta, Caritas seguirá dando a conocer las iniciativas de las comunidades locales, llevadas a cabo por las diócesis, para hacer frente al cambio climático en Chile. Después de todo, cada hectárea, cada especie, cada gota, cada esfuerzo, cada grado cuenta para dar un futuro a cada vida, a toda la vida presente en nuestro planeta.

 

 

Ciudad del Vaticano