El documento sobre la fraternidad humana un año después

Los miembros del Comité Superior de la Fraternidad Humana se reúnen con la prensa en Abu Dhabi. (ANSA)

Un año después de que el Papa Francisco y el Gran Imán de Al-Azhar firmaran el Documento sobre la Fraternidad Humana, los miembros del Comité Superior encargado de la aplicación de ese documento se reunieron en Abu Dhabi. El lunes, se reunieron con la prensa.

El Papa Francisco da el ejemplo

El juez Mohamed Abdel Salam, ex asesor del Gran Imán de Al-Azhar y Secretario del Comité Superior, abrió la sesión. Subrayó que el Documento sobre la Fraternidad Humana es una fuente de inspiración para la humanidad en todo el mundo. El Comité Superior en sí mismo, dijo, es independiente, aunque la formación del comité está respaldada por el Papa Francisco, el Gran Imán y el Jeque Mohamed Bin Zayed de Abu Dhabi. El logro de la fraternidad humana necesita el apoyo de los responsables de la toma de decisiones y los líderes religiosos, así como de los medios de comunicación, afirmó, y citó un evento reciente en el que participó el Papa Francisco como ejemplo concreto de cómo se puede aplicar el Documento: cuando el Pontífice dio a conocer su deseo de acoger a varias familias de refugiados, no hizo ninguna distinción basada en la religión.

La fraternidad humana es la voluntad de Dios

Mons. Yoannis Gaid, aseguró que los jóvenes tienen un papel importante en el logro de los objetivos del Documento sobre la Fraternidad Humana. El documento en sí mismo, añadió, está enraizado en la voluntad de Dios porque todos los creyentes encuentran su origen en Dios. Es Dios quien reúne a toda la humanidad en una familia. Por lo tanto, los miembros de todas las religiones son hermanos y hermanas. Son los jóvenes especialmente los que pueden comprometerse plenamente en la transformación de los ideales contenidos en el Documento en realidades tangibles, afirmó.

El mundo es una pequeña aldea

El Prof. Mohamed Hussein El-Mahrassawy, Presidente de la Universidad de Al-Azhar, recordó que los firmantes del documento proceden de Europa y África, y que se firmó en Asia: «El mundo es ahora una pequeña aldea», dijo. El Documento sobre la Fraternidad Humana es oportuno porque proporciona una síntesis de cómo el mundo puede vivir unido en coexistencia pacífica. La Universidad de Al-Azhar ya ha comenzado a enseñar el Documento sobre la Fraternidad Humana y emprenderá otras iniciativas para promover los valores contenidos en él.

Documento ético fundacional

Irina Bokova, ex Directora General de la UNESCO, y la última persona en unirse al Comité Superior, estuvo presente en la firma del documento hace un año. Ella indicó que la importancia de “ver el Documento como un documento ético fundacional de nuestro tiempo». Los jóvenes pueden encontrar respuestas en este Documento, continuó, y está en armonía con el cuarto punto de los Objetivos de Desarrollo Sostenible de las Naciones Unidas que se refiere a la educación.

Pasando del «yo» al «nosotros»

Por último el Rabino Bruce Lustig, Rabino Principal de la Congregación Hebrea de Washington, señaló que el Documento contiene las cosas más difíciles que el mundo necesita. Ese documento, enfatizó, está en armonía con todas las religiones del mundo. «Somos una familia, viviendo en un solo hogar», recordó. Por lo tanto, cada persona le debe a otra tanto respeto como dignidad, haciéndonos responsables los unos de los otros. Llama a todos, explicó, «a pasar de ‘yo’ a ‘nosotros’”. Con 70 millones de refugiados en el mundo, es bueno recordar que ahora estamos «inextricablemente unidos unos con otros». El Documento nos pide que nos ocupemos de la realidad de la migración, tanto en términos de entender la ciudadanía de manera diferente, como en términos de proporcionar una educación a los desplazados.

Visita al Príncipe Heredero de Abu Dhabi

El Comité Superior visitó a Su Alteza, el Jeque Mohammed bin Zayed Al Nahyan el lunes por la tarde y le informó de las iniciativas que están a punto de ponerse en marcha. El Jeque alentó al Comité y les aseguró su apoyo para que el Documento se convierta en una realidad concreta. A los miembros del Comité les remarcó la importancia de lo que están haciendo para las generaciones futuras.

Fue muy cordial el Jeque durante la reunión, aseguró uno de los miembros del Comité, explicando que acompañó al grupo cuando se marcharon, y que este es un gesto que está reservado a personalidades muy altas y a grupos que tienen el completo apoyo del Jeque.

 

 

Ciudad del Vaticano