Adviento: tiempo de espera, conversión y esperanza

El domingo, día 1 de diciembre de 2019, comienza el nuevo año litúrgico con el inicio del Adviento, un tiempo de espera, de conversión y de esperanza. Este tiempo litúrgico, que nos llevará hasta el 24 de diciembre, es el anuncio de la venida del Salvador: «Ven, Señor Jesús«. 

El tiempo de Adviento

El tiempo de Adviento tiene dos características: es a la vez un tiempo de preparación a las solemnidades de Navidad en que se conmemora la primera Venida del Hijo de Dios entre los hombres, y un tiempo en el cual, mediante esta celebración, el ánimo se dirige a esperar la segunda Venida de Cristo al fin de los tiempos. Por estos dos motivos, el Adviento se presenta como un tiempo de piadosa y alegre esperanza.

El tiempo de Adviento comienza con las primeras vísperas del domingo que cae el 30 de noviembre, o más próximo a ese día, y concluye antes de las primeras vísperas de Navidad.

Los domingos de este tiempo se llaman: primer, segundo, tercer y cuarto domingo de Adviento.

Las ferias del 17 al 24 de diciembre, inclusive, se ordenan más directamente a la preparación de la Navidad.

(PABLO VI. Carta Apostólica Mysterii Paschalis, en forma de Motu proprio, por la que se aprueban las normas universales sobre el año litúrgico y el nuevo calendario romano general , 14 de febrero de 1969 / El tiempo de Adviento. Título II. -V. del 39 al 42-)

Adviento: la gozosa esperanza y la vigilancia
Luis García Gutiérrez, director del Secretariado de la Comisión Episcopal de Liturgia

Origen, lugares, símbolos y personajes del Adviento
Jesús de las Heras Muela

> Calendario litúrgico-pastoral: Introducción al tiempo de Adviento

Comentarios a las lecturas de los domingos y festivos de Adviento 

> Libros de la BAC para el tiempo de Adviento

(Conferencia Episcopal Española)

Agencia SIC
Acerca de Agencia SIC 39187 Artículos
SIC (Servicio de Información de la Iglesia Católica), es una agencia de noticias y colaboraciones referidas a la Iglesia en España, creada en noviembre de 1991 por el Episcopado español y dependiente de la Comisión Episcopal de Medios de Comunicación Social (CEMCS).