‘Danos hoy nuestro amor de cada día’

Desde hace tiempo tengo muy presente las preocupaciones de las familias en su día a día, pues todos nacemos del seno de nuestra madre y crecemos con el cuidado y protección de nuestra familia. No obstante, hay algunas ocasiones en que las dificultades y problemas acechan a los núcleos familiares y es necesario ofrecer recursos, formación y opciones para que la situación familiar mejore, asaltada por diversas dificultades y riesgos, contratiempos derivados de la convivencia, la educación de los hijos, la enfermedad y otras múltiples realidades.

Por eso mi interés en la creación e impulso al Departamento de Atención Familiar (DAF), unido a la Delegación Episcopal de Familia y Vida de la Diócesis de Coria-Cáceres, que quiere ser un instrumento más al servicio de la Pastoral Familiar (Orientaciones 1, 12) como fruto de nuestro XIV Sínodo Diocesano. El responsable del mismo será el Delegado Episcopal de Familia y Vida, Ramón Piñero Mariño. El Papa Francisco se dirigía en mayo de 2014 a un grupo de sacerdotes recordándoles que “cuando nos preocupamos por nuestras familias y sus necesidades, cuando entendemos sus problemas y esperanzas… cuando sostienen la familia, sus esfuerzos repercuten no sólo en beneficio de la Iglesia; también ayudan a la sociedad entera“.

El DAF está situado en el Palacio Episcopal, Plaza de Santa María, dentro del complejo de oficinas del Obispado, compartiendo la zona de despachos de la Notaría Diocesana. La atención se desarrollará por las mañanas de 11:00 a 13:30.

Este nuevo servicio abordará varias áreas:

Servicio de acogida y orientación: Problemas de pareja y paterno filiales, problemas de la infancia y juventud. Escucha y derivación al Centro de Orientación Familiar (COF), con el que se mantendrá una colaboración continua.

Servicio de conciliación: Su objetivo es intentar que surja la paz entre las parejas divorciadas y, en su caso, si es posible, la reconciliación, con vistas al bienestar de los niños fruto de su unión anterior.

Servicio de investigación prejudicial: Estudio de posibles nulidades matrimoniales por solicitud de uno o los dos miembros de la pareja interesados. Orientación espiritual de los católicos divorciados de matrimonio canónico y vueltos a casar por la vía civil.

Servicio de atención a embarazos inesperados y complicaciones post-aborto: acogida de las personas interesadas en este servicio que serán puestas en contacto con el Secretariado de la Vida Humana de la Delegación.

Servicio de acogida y acompañamiento espiritual de matrimonios y familias: En este departamento se ofrece el sacramento de la reconciliación, la orientación básica para vivir la sexualidad cristianamente, la dirección espiritual y la orientación hacia realidades pastorales familiares. Poner en contacto con los cursillos de reconocimiento de la fertilidad para poder vivir la paternidad responsable.

El DAF se pone a disposición de la Diócesis. En una carta a las familias el 2 de febrero del 2014, el Papa Francisco recuerda que es básico, en cualquier circunstancia el amor y tener presente a Jesucristo en la familia. “En su camino familiar, ustedes comparten tantos momentos inolvidables: las comidas, el descanso, las tareas de la casa, la diversión, la oración, las excursiones y peregrinaciones, la solidaridad con los necesitados… Sin embargo, si falta el amor, falta la alegría, y el amor auténtico nos lo da Jesús”.

Ante más de 12.000 parejas de novios reunidos en la Plaza San Pedro, en Roma, con ocasión de la fiesta de San Valentín, el Papa Francisco lanzó en el año 2014 8 consejos para vivir un amor sólido, que sostenga el matrimonio y fortalezca la familia en el mundo. Entre ellos invitó a los matrimonios que en el Padrenuestro cambien el ‘Danos hoy nuestro pan de cada día’. “El matrimonio puede aprender a rezar así: ‘Danos hoy nuestro amor de cada día‘”. Recemos por todos los matrimonios de nuestra diócesis para que sobre todo, prevalezca el amor entre los esposos, en las familias, y el amor a Jesucristo.

+ Francisco Cerro Chaves

Obispo de Coria-Cáceres

Mons. Francisco Cerro Chaves
Acerca de Mons. Francisco Cerro Chaves 139 Artículos
Nació el 18 de octubre de 1957 en Malpartida de Cáceres (Cáceres). Cursó los estudios de bachillerato y de filosofía en el Seminario de Cáceres, completándolos en el Seminario de Toledo. Fue ordenado sacerdote el 12 de julio de 1981 en Toledo, desempeñó diversos ministerios: Vicario Parroquial de "San Nicolás", Consiliario de Pastoral Juvenil, Colaborador de la Parroquia de "Santa Teresa" y Director de la Casa Diocesana de Ejercicios Espirituales. En la Pontificia Universidad Gregoriana de Roma se licenció y doctoró en Teología Espiritual (1997), con la tesis: "La experiencia de Dios en el Beato Fray María Rafael Arnáiz Barón (1911-1938). Estudio teológico espiritual de su vida y escritos". Es doctorado en Teología de la Vida Consagrada en la Universidad Pontificia de Salamanca. Autor de más de ochenta publicaciones, escritas con simplicidad y dirigidas, sobre todo, a la formación espiritual de los jóvenes. Miembro fundador de la "Fraternidad Sacerdotal del Corazón de Cristo". Desde 1989 trabajó pastoralmente en Valladolid. Allí fue capellán del Santuario Nacional de la Gran Promesa y Director del Centro de Formación y Espiritualidad del "Sagrado Corazón de Jesús", Director diocesano del "Apostolado de la Oración", miembro del Consejo Presbiteral Diocesano; delegado Diocesano de Pastoral Juvenil y Profesor de Teología Espiritual del Estudio Teológico Agustiniano. El 2 de septiembre de 2007 fue ordenado Obispo de Coria-Cáceres en la ciudad de Coria. En la Conferencia Episcopal Española es miembro de la Comisión Episcopal de Apostolado Seglar, departamento de Pastoral de Juventud, y de la Comisión Episcopal para la Vida Consagrada.