“Uno de los grandes retos de los empresarios es generar más y mejor empleo”

El patrono de Fundación Victoria y presidente de la Confederación de Empresarios de Andalucía (CEA), Javier González de Lara (Málaga, 1963), ha sido nombrado presidente de la Fundación CEOE, con rango de vicepresidente de la organización empresarial española.

En esta entrevista González de Lara nos habla de lo que significa este nombramiento y de la relación de la empresa y los valores cristianos.

¿Qué significa este nuevo nombramiento para usted?

Es un nombramiento importante, supone una gran satisfacción personal para mí y también desde el punto de vista institucional porque es la presidencia de la Fundación CEOE. Ha sido una decisión del presidente de la patronal CEOE, Antonio Garamendi, quien ha nombrado a su equipo institucional más próximo. Este nombramiento nos va a permitir profundizar y reforzar la idea del reconocimiento de la función social de la empresa, que es algo que intentamos trasladar no solo en el ámbito de Málaga, sino de toda Andalucía: tener una visión más centrada en las personas, dentro del ecosistema empresarial. Esta Fundación CEOE se puede convertir en una excelente plataforma para hablar de la acción social de la empresa, del fomento de iniciativas empresariales, de desarrollo cultural, de los objetivos de desarrollo sostenible, con los que estamos firmemente comprometidos los empresarios y una visión más humanística de esa labor social y de progreso que hace la empresa.

¿Es posible ser empresario cristiano?

Por supuesto, yo lo soy; y además lo digo con orgullo y satisfacción. Hay una visión muy común entre el mundo de la empresa y la propia Doctrina Social de la Iglesia. Creo que es muy relevante que, parte de esta función que queremos hacer los empresarios sea el reconocimiento de esa labor de progreso social que se hace. Al fin y al cabo, el empleo lo generamos los empresarios y hablar de empleo es hablar de bienestar social y esto implica hablar de desarrollo desde el punto de vista mental, moral, económico… en todas las disciplinas o ámbitos en los que una persona pueda desarrollarse. Cuando se trabaja en una empresa, se está buscando el crecimiento humano y personal de esa persona, de los recursos que aporta desde el punto de vista intelectual, de cualificación, para que sea mucho más productiva y le preste a la sociedad un servicio, para que sea más competitiva. Por lo tanto, el vínculo entre la empresa y la fe cristiana es muy relevante. Después cada empresario podrá creer o no en Dios, pero nosotros defendemos valores y están relacionados con el compromiso de la sociedad, con el desarrollo de factores que mejoran las condiciones de las personas y, sobre todo, generar una sociedad mucho más justa y equilibrada. Creemos en el desarrollo sostenible, creemos en las personas y en una sociedad más justa. Los empresarios somos los que generamos progreso. Hay pocas cosas más progresistas que generar empleo y ser empresario. Y la fe cristiana tiene mucho que ver en esto, pues es un mensaje universal y los que creemos en Jesús creemos que la empresa es una labor con una dimensión trascendental.

Es usted patrono de Fundación Victoria, una riqueza para la ciudad de Málaga.

La Fundación Victoria realiza una labor extraordinaria, desde el punto de vista educativo, formativo y trascendente. Yo creo que esa trayectoria de tantos años de apostolado, de formar niños y niñas que han ido creciendo y forjándose a través de la labor educativa tanto de las escuelas rurales como de la actual Fundación Victoria, es realmente un orgullo. El cardenal Herrera Oria impulsó uno de los grandes proyectos transformadores de la sociedad malagueña desde hace muchos años. Hoy se ven los frutos con facilidad, pero, en aquellos años de muchos desequilibrios sociales, comenzó una obra realmente tocada por las manos de Dios.

Un deseo para esta Navidad y para el año nuevo 2019.

Ante todo, que le demos a la Navidad la importancia que tiene, que seamos consecuentes y coherentes con lo que significa. Navidad no es sólo luces, farolillos y pensar en consumir. Evidentemente, a las empresas nos interesa y nos viene bien porque, si hay consumo hay negocio y, si hay negocio hay empleo y actividad económica, pero nunca se puede olvidar esa dimensión trascendente, intentar ayudar a los más necesitados y mejorar esta sociedad. Para mí es muy importante vivir la Navidad en su esencia y en su significado verdadero. Y, pensando en el año que viene, mi deseo es que seamos capaces de construir una sociedad malagueña más cohesionada, más equilibrada, más justa y, sobre todo, que haya más prosperidad para todos, y más empleo, pues es uno de los grandes retos que tenemos los empresarios, generar más y mejor empleo.

(Encarni Llamas – Fundación Victoria)

Agencia SIC
Acerca de Agencia SIC 40702 Articles
SIC (Servicio de Información de la Iglesia Católica), es una agencia de noticias y colaboraciones referidas a la Iglesia en España, creada en noviembre de 1991 por el Episcopado español y dependiente de la Comisión Episcopal de Medios de Comunicación Social (CEMCS).