“Presentación de la Acción Católica General”

Mons. Amadeo Rodríguez           Queridos hermanos Sacerdotes, queridos Laicos Cristianos:          Os anuncio que, Dios mediante, los días 19 y 20 de enero os convocaré,  a cuantos podáis y estéis interesados, -espero que seáis muchos- a un encuentro para presentar, una vez más, en nuestra Diócesis la Acción Católica General. Me consta que una convocatoria para el tema que os anuncio, ya de entrada suele tener reacciones muy diversas; os invito a que las superéis sean las que sean. Como veis, la convocatoria la hace el Obispo, y no se la he encomendado a ninguno de mis colaboradores; la razón no es otra que el interés personal y, naturalmente, pastoral que tengo en lo que os anuncio y os pido.

La Iglesia está en actitud de conversión misionera y por eso necesita, más que nunca, de una renovada Acción Católica. Estoy convencido de que puede ser un buen instrumento para una Iglesia, y especialmente para unas parroquias en las que los laicos lleguen a asumir el protagonismo que les corresponde como testigos del Señor en la Iglesia y en el mundo.

El Espíritu Santo nos está diciendo que lo que Él hizo para la presencia de los laicos cristianos en medio del mundo, y que tanto fruto dio en otros tiempos, está volviendo a reverdecer con una gran fuerza. Es por eso que no quiero que nosotros dejemos, al menos de acercarnos y conocer, lo que está sucediendo en tantas diócesis españolas con la Acción Católica General. Os puedo asegurar que lo que sucede es bueno y nuevo.

Los responsables nacionales de ese Movimiento netamente diocesano y parroquial, pues no tiene otro fin que no sea el de la Iglesia, se van a desplazar a la Diócesis en dos lugares y sesiones para presentarnos un planteamiento renovador de la A.C.. Lo harán el 19 de enero en Úbeda, a las 17:00 horas en la Casa de la Iglesia y el 20 de enero en Jaén, a las 10:00 horas, en el Salón de Actos del Seminario. Ya indicará otros detalles la Vicaría de Evangelización.

Lo que yo os pido hoy, y para eso he escrito este largo preámbulo es que, me hagáis caso y enviéis a un buen grupo de seglares de cada parroquia de la Diócesis, para que de primera mano se informen de algo que va dirigido sobre todo a ellos. Naturalmente puede venir todo el que quiera, pero yo os pido a los sacerdotes que penséis en personas que puedan estar interesados en cómo ser laicos asociados, comprometidos, con espíritu evangélico, que desarrollen juntos su vida de fe mediante la oración, la formación y el compromiso en la Iglesia y en el mundo. Cuando penséis en el perfil de los convocados no olvidéis que necesitamos laicos que en su ambiente sean la avanzadilla de una Iglesia en salida.

A estas alturas de mi presencia en la Diócesis ya estoy seguro de que esos laicos existen; muchos de ellos han elaborado o están aplicando el Plan Pastoral. Pues bien, en este año de la comunión Eclesial, la Acción Católica es una posibilidad muy real de una Iglesia que sabe que se evangeliza en comunidad. Buscamos pues -un laicado misionero-. Sin ellos no se hace Iglesia, sin ellos nuestra presencia en el mundo se queda corta y sin proyección, sin ellos no somos Iglesia que sale al mundo. En fin, sin los laicos no hay sueño misionero de llegar a todos.

Estaré con vosotros y me encontraré con todos, si Dios quiere, en ese día en que acogemos en nuestra Diócesis de Jaén a los dirigentes nacionales de la Acción Católica General.

No quiero pasarme en mi insistencia; os aseguro que confió mucho en vosotros y en los laicos que os acompañen de cada una de nuestras parroquias.

Os saludo con un especialísimo afecto.

+ Amadeo Rodríguez Magro
Obispo de Jaén

Mons. Amadeo Rodríguez
Acerca de Mons. Amadeo Rodríguez 170 Articles
Mons. Amadeo Rodríguez Magro nació el 12 de marzo de 1946 en San Jorge de Alor (Badajoz). Realizó los estudios eclesiásticos en el Seminario diocesano de Badajoz, del que luego sería formador. Recibió la ordenación sacerdotal el 14 de junio de 1970. Su primer destino pastoral fue de coadjutor de la parroquia emeritense de San Francisco de Sales (1970-1974), de la que posteriormente sería párroco (1977-1983). Tras obtener la licenciatura en Ciencias de la Educación (sección Catequética) en la Universidad Pontificia Salesiana de Roma (1983-1986), D. Amadeo fue nombrado por su Obispo, D. Antonio Montero, vicario episcopal de Evangelización y director de la Secretaría Diocesana de Catequesis (1986-1997), siendo también designado vicario territorial de Mérida, Albuquerque y Almendralejo; y finalmente vicario general (1996-2003). Fue además secretario general del Sínodo Pacense (1988-1992) y secretario de la conferencia de Obispos de la Provincia Eclesiástica de Mérida-Badajoz (1994-2003). En 1996 fue nombrado canónigo de la Catedral de Badajoz, cuyo cabildo presidió de 2002 a 2003. Realizó su labor docente como profesor en el Seminario, en el Centro Superior de Estudios Teológicos, en la escuela diocesana de Teología para Laicos (1986-2003) y de Doctrina Católica y su Pedagogía en la Facultad de Educación de la Universidad de Extremadura (1987-2003). También formó parte del consejo asesor de la Subcomisión Episcopal de Catequesis de la Conferencia Episcopal Española. El 3 de julio de 2003 San Juan Pablo II le nombra obispo de Plasencia y recibe la ordenación episcopal en la Catedral de Plasencia el 31 de agosto de 2003. En la Conferencia Episcopal Española es el vicepresidente de la Comisión Episcopal de Enseñanza y Catequesis y presidente de la Subcomisión Episcopal de Catequesis desde 2014, de la que ya era miembro desde 2003. También ha formado parte de la Comisión Episcopal de Misiones y Cooperación entre las Iglesias de 2005 a 2011. El 9 de abril de 2016 se hizo público su nombramiento como obispo de Jaén. Tomó posesión de su cargo el día 21 de mayo de 2016.