El colegio de la Luz, que comenzó en Badajoz con veinte alumnos, celebra 50 años con más de doscientos

Con la finalización del año llega también la clausura de las actividades celebrativas del medio siglo de vida del Colegio de Nuestra Señora de la Luz de Badajoz, del instituto secular Hogar de Nazaret.

El centro comenzó su andadura en el año 1966 en la avenida de Elvas con una veintena de alumnos, mucho antes de que falleciese el Venerable Luis Zambrano, fundador del Hogar de Nazaret.

Asegura la Directora General del centro y miembro del Hogar de Nazaret, Segunda Sánchez Martín, que “Don Luis Zambrano estaba muy preocupado por estas personas, que estaban tan escondidas, sin cabida en los colegios. Se empezó con colegio y residencia porque venían muchos de los pueblos que no podían ir y venir a diario”.

Ahora atiende a 210 personas con discapacidad intelectual o del desarrollo, a las que se dedican más de 120 trabajadores a todos los niveles: fisioterapeutas, trabajadores sociales, psicólogos, pedagogos, terapeutas ocupacionales, personal de limpieza, de cocina…

Servicio muy profesionalizado

Entre esas 210 personas hay autistas, paralíticos cerebrales, personas con síndrome de Down, síndrome de Rett… “Se intenta dar cobertura a estas personas que tienen tantísimas necesidades, con una atención muy especializada. Nuestra misión es siempre mejorar la calidad de vida de estas personas y de sus familias, que lleguen a insertarse lo más posible en la sociedad y que la sociedad los considere y los valore igual que a cualquier otra persona, con todos sus derechos”, sentencia Segunda.

De 6 a 21 años están en el servicio de colegio, de donde los menos dependientes pasan al Centro Ocupacional y aquellos que están gravemente afectados van al Centro de Día.

En el Centro Ocupacional se les prepara en los distintos talleres para un trabajo fuera o en el Centro Especial de Empleo, cuyo servicio más importante es una lavandería, al amparo también del Hogar de Nazaret, que cuenta con 60 trabajadores.

Paralelamente al Centro Ocupacional y al Centro de Día funciona la residencia, un servicio que se activa a partir de las cinco de la tarde hasta el día siguiente. Junto a la residencia, existen también cuatro pisos para aquellos que pueden llevar una vida bastante más independiente e insertarse mucho más en la sociedad. Allí hacen una vida totalmente normalizada.

Segunda Sánchez Martín, Directora General del Colegio afirma que hay mucha demanda de plazas, muchas más de las que pueden acoger. Por ello esperan la concesión de nuevos espacios por parte de la Diputación.

Existe un servicio de apoyo familiar desde el que se da mucha cobertura a las familias que vienen con toda su problemática.

Voluntariado

Una parte importante en la vida del colegio son los voluntarios, alrededor de cuarenta, con todo tipo de compromisos. Para ellos existe una formación, un día al mes para formación técnica y también espiritual al tratarse de un centro católico. “Aunque hay voluntarios de todo tipo, practicantes y no practicantes, comenta Segunda, al igual que usuarios, ya que tenemos residentes que son musulmanes”.

Además, el colegio cuenta con un servicio de ocio, “porque el ocio es muy importante para estas personas, afirma Segunda, ya que generalmente no tienen la capacidad de poder desenvolverse para ir al cine solos, al fútbol, a actividades culturales o simplemente pasear por la ciudad. Por ello hay que proporcionarles una ayuda”.

(Iglesia en camino)

Agencia SIC
Acerca de Agencia SIC 43941 Articles
SIC (Servicio de Información de la Iglesia Católica), es una agencia de noticias y colaboraciones referidas a la Iglesia en España, creada en noviembre de 1991 por el Episcopado español y dependiente de la Comisión Episcopal de Medios de Comunicación Social (CEMCS).