“Solamente españoles hay cerca de 13.000 misioneros en estos territorios lejanos”

Mons. Rafael Zornoza            Dos momentos importantes este fin de semana muy relacionados. Mañana, nuestro querido Antonio Lago Moguel recibe el sacramento de la Ordenación Sacerdotal en la Catedral de Cádiz a las 12:00 hras.: demos gracias a Dios, y pidamos profundamente por él, para que su respuesta generosa dé abundante fruto en nuestra Iglesia y en el mundo. Celebramos esa generosidad valiente con ilusión este domingo 22 de octubre: la Jornada Mundial de las Misiones, el DOMUND, que es el nombre con el que se hace visible la dimensión universal de la misión de la Iglesia, que nos mueve a todos a compartir la fe y la caridad con las iglesias más necesitadas. Las Obras Misionales Pontificas atienden las necesidades de los 1.113 territorios de misión. Todas las Iglesias ayudan a todas las iglesias, con la oración y ayuda material. Los misioneros saben que cuentan así con la oración de toda la Iglesia. Solamente españoles hay cerca de 13.000 misioneros en estos territorios lejanos.

No existe misión sin misioneros. España es uno de los países que aporta más misioneros, signo de la generosidad de la fe que nos ha hecho crecer. No son súper héroes, aunque nos superan a veces por su entrega y desprendimiento. Pero no porque tengan “súper poderes”, sino porque su amor es más grande. Tú puedes ser uno de ellos si comprendes que alguien te espera y el Señor te lo pide.o

El lema elegido este año refresca nuestra conciencia: “Se valiente, la misión te espera”. Esta fiesta misionera ha estado precedida por una carta del Papa a todos los cristianos del mundo, titulada: “la Misión en el corazón de la fe cristiana”. En ella se dice que la misión de la Iglesia, destinada a todas las personas de buena voluntad, está fundada sobre la fuerza transformadora del Evangelio. Esta es la Buena Noticia que trae al mundo una alegría contagiosa, porque contiene una vida nueva, la de Cristo Resucitado.  La Iglesia es misionera por naturaleza; si no lo fuera, no sería la Iglesia de Cristo.

La misión es el corazón de la fe cristiana. Esta fundada sobre la fuerza transformadora del Evangelio que es una persona –Jesucristo, “el primero y el más grande evangelizador”, como nos dijera Pablo VI– que se ofrece e invita a participar en su misterio de amor y entrega por los demás. Jesús es contemporáneo nuestro y quien hoy le acoge como Camino, Verdad y Vida experimenta la fuerza transformadora de su Espíritu. El nos llama continuamente a anunciar la Buena Noticia de su Evangelio. Que es la fuente de donde brota la generosidad y la misericordia para cargar con las debilidades de los hermanos y ofrecerles la nueva vida con alegría contagiosa, con confianza y valor. Esta valentía de los misioneros nos remite a la de los cristianos de la primera comunidad, y de las siguientes generaciones hasta el día de hoy. En realidad nos remite a Jesús. Hoy necesitamos también recibir la efusión del Espíritu Santo para buscar a los demás dejando nuestras comodidades, y llenos del gozo que da la disponibilidad de ser colaborador y compañero de fatigas del mismo Jesús.

Queridos amigos: No olvidéis que “el mundo necesita el evangelio de Jesucristo como algo esencial. El, a través de su Iglesia, continúa su misión de buen Samaritano” (Francisco, Mensaje Domund 2017). Seamos misioneros cada día: Como hermanos, acogiendo con espíritu fraterno; como buenos samaritanos, curando las heridas sangrantes de la humanidad. Seamos misioneros a través de la oración, del testimonio de vida y de la comunión de bienes. Recordad la pregunta de Paul Claudel a los cristianos: “Y vosotros los que veis, ¿qué habéis hecho de la luz?”.

+ Rafael Zornoza

Obispo de Cádiz y Ceuta

Carta del Santo Padre

Mons. Rafael Zornoza
Acerca de Mons. Rafael Zornoza 325 Articles
RAFAEL ZORNOZA BOY nació en Madrid el 31 de julio de 1949. Es el tercero de seis hermanos. Estudió en el Colegio Calasancio de Madrid con los PP. Escolapios, que simultaneaba con los estudios de música y piano en el R. Conservatorio de Madrid. Ingresó en el Seminario Menor de Madrid para terminar allí el bachillerato. En el Seminario Conciliar de Madrid cursa los Estudios Teológicos de 1969 a 1974, finalizándolos con el Bachillerato en Teología. Ordenado sacerdote el 19 de marzo de 1975 en Madrid fue destinado como vicario de la Parroquia de San Jorge, y párroco en 1983. Impulsó la pastoral juvenil, matrimonial y de vocaciones. Fue consiliario de Acción Católica y de promovió los Cursillos de Cristiandad. Arcipreste del Arciprestazgo de San Agustín y miembro elegido para el Consejo Presbiteral de la Archidiócesis de Madrid desde 1983 hasta que abandona la diócesis. Es Licenciado en Teología Bíblica por la Universidad Pontificia Comillas de Madrid, donde también realizó los cursos de doctorado. Preocupado por la evangelización de la cultura organizó eventos para el diálogo con la fe en la literatura y el teatro e inició varios grupos musicales –acreditados con premios nacionales e internacionales–, participando en numerosos eventos musicales como director de coros aficionados y profesor de dirección coral. Ha colaborado además como asesor en trabajos del Secretariado de Liturgia de la Conferencia Episcopal. En octubre de 1991 acompaña como secretario particular al primer obispo de la de Getafe al iniciarse la nueva diócesis. Elegido miembro del Consejo Presbiteral perteneció también al Colegio de Consultores. Inicia el nuevo seminario de la diócesis en 1992 del que es nombrado Rector en 1994, desempeñando el cargo hasta 2010. Ha sido profesor de Teología en la Escuela Diocesana de Teología de Getafe, colaborador en numerosos cursos de verano y director habitual de ejercicios espirituales. Designado por el S.S. el Papa Benedicto XVI obispo titular de Mentesa y auxiliar de la diócesis de Getafe y fue ordenado el 5 de febrero de 2006. Hay que destacar en este tiempo su dedicación a la Formación Permanente de los sacerdotes. También ha potenciado con gran dedicación la pastoral de juventud, creando medios para la formación de jóvenes cristianos, como la Asociación Juvenil “Llambrión” y la Escuela de Tiempo Libre “Semites”, que capacitan para esta misión con la pedagogía del tiempo libre, campamentos y actividades de montaña. Ha impulsado además las Delegaciones de Liturgia, Pastoral Universitaria y de Emigrantes, de importancia relevante en la Diócesis de Getafe, así como diversas iniciativas para afrontar la nueva evangelización. Pertenece a la Comisión Episcopal de Seminarios de la Conferencia Episcopal Española –encargado actualmente de los Seminarios Menores– y a la Comisión Episcopal del Clero. Su lema pastoral es: “Muy gustosamente me gastaré y desgastaré por la salvación de vuestras almas” (2Cor 12,13). El 30 de agosto de 2011 se ha hecho público su nombramiento por el Santo Padre Benedicto XVI como Obispo electo de Cádiz y Ceuta. El 22 octubre ha tomado posesión de la Diócesis de Cadiz y Ceuta.