El Arzobispo bendijo el nuevo local de la comunidad católica «Fe y Vida» de Granada

El pasado viernes 2 de junio, el Arzobispo de Granada, Mons. Javier Martínez, bendijo el nuevo local de la comunidad católica “Fe y Vida” de Granada, situado en la calle Agustín Lara, número 7. La celebración comenzó a las 20:00 horas en el nuevo local, con la acogida por parte de los fieles de la comunidad de “Fe y Vida”, que enseñaron las instalaciones de su nueva sede al Arzobispo y a los asistentes.

Para celebrar la bendición e inauguración del nuevo local de “Fe y Vida”, se unieron algunos seminaristas de la Diócesis; fieles implicados en el Proyecto Raquel y en el Curso “Amor Humano, Matrimonio y Familia”; hermanos de la parroquia San Miguel Arcángel, donde la comunidad de “Fe y Vida” inicio su fundación; y dos sacerdotes que han apoyado y acompañado siempre a la comunidad en Granada, D. Alberto Espinar y D. Antonio Luis Martín.

La celebración se inició con unas palabras de bienvenida de una hermana de “Fe y Vida” y una oración a través de cantos interpretados por el grupo musical de la comunidad, cuya misión es el Ministerio de la Música. En cada comunidad de “Fe y Vida”, hay ministerios de Decoración, Música, Acogida, Comunicación e Intercesión.

“DECIR BIEN”

A continuación, el Arzobispo ofreció unas palabras, con las que explicó el significado de la bendición de un lugar: “Vamos a bendecir este lugar, y lo vamos a bendecir con agua. Y lo vamos a bendecir con agua porque los cristianos hemos empezado a ser hijos de Dios en el Bautismo. Bautismo significa baño, pero no nos vamos a bañar aquí en agua, porque esto está recién limpito y recién arreglado y se estropearía todo, ¿no? Entonces, lo que vamos a hacer es primero vamos a bendecir un poquito de agua y luego bendecimos a las personas, derramamos el agua de la bendición, derramamos el agua que nos comunica la vida y el amor de Dios sobre nuestras cabezas y después también sobre este lugar para que sea siempre un lugar de la memoria de ese amor por nosotros, y un lugar también de expresión del amor que brota entre nosotros, entre unos y otros, gracias a que el Señor nos quiere y está con nosotros, y está en medio de nosotros”.

“UNA CASA DE DIOS Y UNA CASA PARA VOSOTROS”

El Arzobispo escogió la bendición de una casa para bendecir la nueva sede de la comunidad católica “Fe y Vida” de Granada: “Yo he escogido la bendición de una casa, no de un local, sino de una casa, porque cuando el Hijo de Dios quiso hacerse hombre vino a una familia y a una casa. Mi súplica al Señor en esta tarde es que esto sea verdaderamente una casa de Dios y una casa para vosotros, un lugar donde siempre estén las puertas abiertas para el Señor y para su amor por vosotros, por vuestras familias, por vuestros amigos, y donde al mismo tiempo estéis siempre estemos abiertos los unos a los otros para escucharos, para estar juntos, para disfrutar de la presencia, y del afecto del Señor por nosotros y donde crecer en ese amor con que el Señor nos bendice. Entonces, no vamos a hacer la bendición de un local pastoral o de cosas así, sino la de una casa, o sea, que sea esta vuestra casa, que lo sea para vuestros hijos, que puedan crecer aquí siendo amigos y también mirándoos a vosotros aprendiendo a quererse unos a otros. Que esta casa sea el germen de un pueblo, la Iglesia es un pueblo, la Iglesia es una familia.

UNIR LA FE Y LA VIDA

Mons. Martínez habló de la importancia para los cristianos de la unión entre la fe y la vida, apelando al nombre de esta comunidad: “Llevamos tantos siglos en el mundo los cristianos que a lo largo de esos siglos pues nos hemos hecho muchas cosas, una Institución, con muchas complicaciones y muchas cosas, pero hay que volver a lo sencillo, al origen donde está lo verdadero. Y sobre todo, en el paso de esos siglos, a veces hemos hecho de Dios una cosa muy separada de la vida. Vuestra comunidad se llama “Fe y Vida”, y es una expresión, yo creo, de algo que constituye desde el Concilio, una de las preocupaciones constantes del Magisterio de la Iglesia y de los pastores que queremos serlo y es volver a unir la fe y la vida, que la fe no vaya por un lado y la vida por otro, porque con eso, la fe se muere, se convierte en algo seco y asfixiante, y pobre. Puro ritual, pura cáscara, fácilmente, pero la vida también se seca sin la fe, sin la gracia de Cristo, sin el amor de Cristo, sin la compañía de Cristo”.

Tras las palabras del Arzobispo y el rito de bendición, Mons. Javier Martínez roció de agua bendita a todas las personas presentes y las diferentes salas e instalaciones de nuevo local de “Fe y Vida”, y terminaron compartiendo un ágape fraterno como colofón de la celebración.

ASAMBLEA

La comunidad católica “Fe y Vida” se reúne cada viernes parar orar juntos, compartir la fe y experiencias, y pasar un tiempo juntos. Es un “espacio de referencia que nos sirve para mantener viva nuestra fe y compartir nuestras vidas”, explican los fieles de “Fe y Vida”.

En “Fe y Vida” tienen un lugar destacado los jóvenes y los niños, también fomentan la formación cristiana y el acompañamiento espiritual.

(Archidiócesis de Granada)

Agencia SIC
Acerca de Agencia SIC 39243 Artículos
SIC (Servicio de Información de la Iglesia Católica), es una agencia de noticias y colaboraciones referidas a la Iglesia en España, creada en noviembre de 1991 por el Episcopado español y dependiente de la Comisión Episcopal de Medios de Comunicación Social (CEMCS).