Semana Santa: tiempo y tierra de fe con pasión

Mons. Luis Ángel de las Heras           Semana Santa, tiempo de fe cristiana vivida con pasión. Semana Santa en Mondoñedo-Ferrol, tierra de gentes que creen con pasión. La que surge de una fe cristiana de hondas raíces que se hace viva y actual. Fe transmitida por abuelos, padres, tíos y padrinos, párrocos, consagrados, catequistas, maestros, cofrades, vecinos, amigos… Fe que es vida siendo don y compromiso. Fe que es un tesoro precioso que nos permite vivir la vida de manera mucho más digna y dichosa. Porque la fe cristiana, auténticamente vivida, hace aflorar lo mejor de cada persona y de cada pueblo. En Semana Santa celebramos y actualizamos intensamente este don que hemos de cultivar en todos los momentos del año, por supuesto.

Celebrar y actualizar este don nos lleva a considerar la Semana Santa como camino interior de acercamiento y encuentro confiado con el Señor Jesús. Encuentro que, además, convoca a fraternidad. Encuentro que muestra y ejerce la caridad misericordiosa con los más necesitados. Encuentro que hace visible la grandeza y la importancia de Dios en medio de este mundo. Encuentro que nos lleva a dar testimonio, como creyentes, de la entrega generosa de Cristo hasta la muerte y muerte de Cruz por la que nos viene la vida.

Encuentro que supera diferencias, porque Jesús nos invita a la comunión en la diversidad, al perdón, a la misericordia y a la cercanía. Encuentro que nos hace sentir en el seno de la comunidad cristiana con nuestra diócesis de Mondoñedo-Ferrol, con toda la Iglesia universal.

Encuentro que actualizamos y hacemos vivo en la Misa vespertina de la Cena del Señor, en la Celebración de la Muerte de Jesús, en la Vigilia Pascual y en la Misa de Pascua de Resurrección. Celebraciones imprescindibles de las que podemos gozar. Este año, incluso, con la oportunidad de prepararlas y vivirlas en la Pascua diocesana para todas las edades que tendremos en nuestro Seminario de Mondoñedo. Allí podremos interiorizar los misterios fundamentales de nuestra fe como discípulos de Jesús llamados a ser misioneros.

Encuentro que se visibiliza también en las procesiones que con tanto esfuerzo, esmero y devoción se preparan. Emoción y promesas que deben caminar al paso coherente, sentido y seguido de la fe cristiana. En cada cofradía ha de brillar el encuentro entre hermanos y de cada uno con Cristo el Señor, que entrega su vida por amor y nos invita a hacer lo mismo que Él hace. Miradlo y escuchadlo.

Que celebremos la Semana Santa de 2017 con la pasión que nace de un corazón creyente decidido a encontrarse con el Crucificado Resucitado. Que lo hagamos contagiando a otros la grandeza de este encuentro, para que haya muchos más que reciban el don de la fe.

Que la Madre Dolorosa, de pie junto a la Cruz, guarde cada nombre en su corazón junto al de su Hijo, muerto y resucitado. Así, guardados en su corazón materno, podemos sabernos hijos que sienten ardientemente y testimonian con sus vidas la pasión, muerte y resurrección de nuestro Señor Jesucristo para la salvación de la humanidad.

¡Feliz Semana Santa 2017!

+ Luis Ángel de las Heras Berzal, CMF,

Obispo de Mondoñedo-Ferrol

Mons. Luis Ángel de las Heras Berzal
Acerca de Mons. Luis Ángel de las Heras Berzal 27 Articles
Nació en Segovia el 14 de junio de 1963. A los 14 años ingresó en el seminario menor de los claretianos de Segovia. En 1981 comenzó el año de noviciado en Los Negrales (Madrid), donde hizo su primera profesión el 8 de septiembre de 1982. Este mismo año inició los estudios filosófico-teológicos en el Estudio Teológico Claretiano de Colmenar Viejo, en Madrid, (afiliado a la Universidad Pontificia Comillas). Emitió la profesión perpetua el 26 de abril de 1986, año en que concluye la Licenciatura en Estudios Eclesiásticos. Al concluir la formación inicial, fue destinado al Equipo de Pastoral Juvenil de la provincia claretiana de Castilla, a la vez que cursó estudios de Licenciatura en Ciencias de la Educación en la Universidad Pontificia Comillas. Recibió la ordenación sacerdotal el 29 de octubre de 1988. Inició su ministerio sacerdotal, en 1989, en las parroquias que los claretianos tienen encomendadas en el barrio madrileño de Puente de Vallecas (Santo Ángel de la Guarda y Nuestra Señora de la Aurora). Un año más tarde, en 1990, con otros claretianos y algunos laicos de la Parroquia, fundó la Asociación “Proyecto Aurora” (dedicada a la atención y acogida de drogodependientes en coordinación con “Proyecto Hombre”) y la dirigió durante seis años. Participó también durante 9 años en la animación de Justicia, Paz e Integridad de la Creación (JPIC) de la antigua provincia claretiana de Castilla. En septiembre de 1995 es nombrado auxiliar del prefecto de Estudiantes en el Seminario de Colmenar Viejo. Después fue formador de postulantes, superior y maestro de novicios en Los Negrales (Madrid). En Colmenar Viejo ejerce también como consultor, vicario provincial y prefecto de los seminaristas Mayores. En la Confederación Claretiana de Aragón, Castilla y León fue delegado de formación del Superior de la Confederación, de 2004 a 2007. Este último año fue elegido prefecto de Espiritualidad y Formación de la Provincia claretiana de Santiago. Durante el sexenio 2007-2012 fue también vicario provincial y prefecto de Estudiantes y Postulantes en Colmenar Viejo, así como profesor en el Instituto Teológico de Vida Religiosa y en la Escuela Regina Apostolorum de Madrid. El 31 de diciembre 2012 fue elegido Superior Provincial de los Misioneros Claretianos de la Provincia de Santiago. El 13 de noviembre de 2013 presidente de CONFER. El 16 de marzo de 2016 se hace público su nombramiento como obispo de Mondoñedo-Ferrol y toma posesión de la diócesis el día 7 de mayo de 2016. OTROS DATOS DE INTERÉS En la Conferencia Episcopal Española es actualmente miembro de la Comisión Episcopal para la Vida Consagrada, Comisión a la que se incorporó en la Plenaria de noviembre de 2016.