Jornadas de Obispos, Vicarios, Arciprestes y Sacerdotes de la Provincia Eclesiástica de Granada

El día 6 de febrero se inauguraban las XXII Jornadas de Obispos, Vicarios, Arciprestes y Sacerdotes de la Provincia Eclesiástica de Granada, en el Seminario diocesano de Jaén.

Dichas jornadas comenzaban con unas palabras de bienvenida del Obispo de Jaén, Mons. Amadeo Rodríguez Magro. “En esta pastoral de la enfermedad y la muerte hay que tener en cuenta que estamos tocando siempre materia especialmente sensible, que apunta la esencia misma de nuestra fe y justamente por eso tiene un extraordinario alcance misionero. Es por ello necesario un discernimiento espiritual y pastoral, atento, profundo y prudente para que cada destinatario de nuestra misión, sin excluir a nadie, sea cual sea su situación de fe, pueda sentirse acogido concretamente por Dios, a través del ministerio pastoral de la Iglesia. Pues bien, en esa intención de atender a todos, sin excluir a nadie, y de ofrecerles el consuelo de la Iglesia, estaremos guiados en estos tres días de jornadas, que estoy convencido de que van a situarnos en una buena ruta y la adecuada en este momento de servicio y de testimonio evangelizador”, subrayaba.

Asimismo, Don Amadeo quiso terminar recordando unas palabras del Papa Francisco sacadas de la Carta Apostólica ‘Misericordia et misera’:“Estoy convencido de la necesidad de que, en la acción pastoral animada por la fe viva, los signos litúrgicos y nuestras oraciones sean expresión de la misericordia del Señor. Es él mismo quien nos da palabras de esperanza, porque nada ni nadie podrán jamás separarnos de su amor. La participación del sacerdote en este momento significa un acompañamiento importante, porque ayuda a sentir la cercanía de la comunidad cristiana en los momentos de debilidad, soledad, incertidumbre y llanto”.

A continuación, el Arzobispo de Granada, Mons. Francisco Javier Martínez Fernández, fue el encargado de profundizar en el tema «La enfermedad y la muerte: una lectura teológica».

Durante su conferencia Don Francisco Javier afirmaba que, como punto de partida, hay que tener en cuenta que “la enfermedad y la muerte hoy, en nuestro mundo, están radicalmente secularizadas o están en proceso de secularización radical”. Así, insistía en que “es algo de lo que todos nos lamentamos, pero que probablemente no asumimos en sus últimas consecuencias. Creo que para que podamos hacer una pastoral adecuada debemos de reconocer las cosas, es decir, saber que estamos ahí y que esa es la realidad que tenemos. La realidad, por muy lejana que pueda parecer de nuestros planteamientos, es la que es y, por tanto, es mejor partir de ella que pasarse la vida escandalizándose”.

“Nosotros vivimos nuestra misión ministerial en un mundo nihilista en el que la salud es el único bien. Creo que una tarea con las familias de los enfermos es ayudarles a comprender que hay un bien más grande que la salud física. Debemos abrir un horizonte de la trascendencia”, continuaba.

Tras la comida fraternal, el encuentro continuaba con dos conferencias «La Escucha, un instrumento básico del acompañamiento a quien sufre» y «El acompañamiento en el duelo», a cargo de D. José Carlos Bermejo, Dr. en Teología de la Pastoral Sanitaria y Director del Centro de Humanización ‘San Camilo’ de Madrid. Durante sus ponencias Bermejo indicaba que “el duelo es el precio que pagamos por el hecho de habernos vinculado de manera significativa por personas por las que nos hemos dejado querer y a las que hemos querido”.

Igualmente, D. José Carlos explicaba cómo debemos de abordar sanamente el duelo. A este respecto apuntaba varias tareas: aceptar la realidad de la muerte, dar expresión a los sentimientos adaptarse, al ambiente en el que el difunto ya no está o invertir energía en cultivar nuevas relaciones.

Más tarde, los presbíteros celebraban las Vísperas y la Eucaristía, para finalizar, tras la cena, con una visita nocturna a la Catedral de Jaén y a la exposición «Maestros plateros en Jaén».

Segunda jornada

El segundo día de las Jornadas se desarrolló en la ciudad de Úbeda. Por la mañana, D. Jesús Martínez Carracedo, licenciado en Pastoral de la Salud y Director del Departamento de la Pastoral de la Salud de la Conferencia Episcopal Española desarrolló dos interesantes y prácticas ponencias sobre la pastoral de la salud en la parroquia y la pastoral de la salud en el hospital.

Tras la comida, los participantes en estas XXII Jornadas de Arciprestes y vicarios visitaron la basílica de Santa María de los Reales Alcázares, el exterior de la Sacra Capilla del Salvador y el convento de San Miguel, de carmelitas descalzos, cuyo Museo de San Juan de la Cruz les fue explicado magistralmente por el p. Francisco Víctor López Fernández.

La segunda jornada continuó en Baeza, adonde se trasladaron los participantes para visitar la capilla de San Juan Evangelista, de la antigua universidad, donde pudieron conocer mejor el legado de San Juan de Ávila en aquella ciudad. Finalmente, la Eucaristía, celebrada en la Catedral baezana, cerró este segundo día.

La tercera jornada de trabajo se centró en el estudio y debate, por diócesis, de los contenidos expuestos en las ponencias de los dos días anteriores. La Eucaristía de clausura, celebrada en la Capilla mayor del Seminario Diocesano, puso fin a estas XXII Jornadas de Arciprestes y Vicarios de la Provincia Eclesiástica de Granada.

(Diócesis de Jaén)

Agencia SIC
Acerca de Agencia SIC 37369 Articles
SIC (Servicio de Información de la Iglesia Católica), es una agencia de noticias y colaboraciones referidas a la Iglesia en España, creada en noviembre de 1991 por el Episcopado español y dependiente de la Comisión Episcopal de Medios de Comunicación Social (CEMCS).