Las tres diócesis extremeñas peregrinan hasta Guadalupe

Extremeños llegados de toda la región participaron el sábado 1 de octubre en Guadalupe en una peregrinación organizada por las tres diócesis extremeñas. Los actos, que comenzaban a las 11 de la mañana, se desarrollaban en la basílica del monasterio, si bien pudieron seguirse también desde el auditorio y el claustro mudéjar, donde se instalaron pantallas para aquellas personas que no cabían en la basílica.

La bienvenida la ponía Francisco Rico, administrador diocesano de Plasencia, que dirigía la oración de apertura en la que explicaba el sentido de peregrinar, “salir de uno mismo, no solamente trasladarse”, dijo. Recordó que Cristo fue peregrino, que salió de la felicidad eterna para asumir las consecuencias del pecado con nosotros. También dijo que María fue peregrina acudiendo a visitar a su prima Isabel para ponerse a su servicio, porque “la peregrinación que espera la Virgen de Guadalupe es la peregrinación del corazón”.

Hasta la hora de la misa, que daba comienzo a las 12, muchos de los 60 sacerdotes participantes en la peregrinación, se repartieron por la basílica para impartir el sacramento de la penitencia.

La Eucaristía fue presidida por el arzobispo de Mérida-Badajoz, Mons. Celso Morga, que en su homilía estableció un diálogo con la patrona extremeña en el que le presentó a la Virgen Morena a todos los sectores de la sociedad, pidiendo su protección, abundando en los que no tienen trabajo, no encuentran sentido a la vida o los enfermos. La eucaristía fue cantada por la escolanía “Pueri angelorum”, de Campanario.

A la celebración eucarística se unieron diversas autoridades civiles, como el alcalde de Guadalupe y militares, entre ellos el Delegado de Defensa en Extremadura.

Los peregrinos se repartieron por Guadalupe para compartir la comida antes de acudir de nuevo a la basílica, que se llenó de velas encendidas para la oración de despedida, dirigida por el obispo de Coria-Cáceres, Mons. Francisco Cerro, que realizó varias reflexiones intercaladas por oraciones marianas, cantos y representaciones en las que participaron jóvenes, familias, seminaristas y religiosas. Don Francisco Cerro pidió a la Virgen que nos dé ojos orantes para “descubrir las necesidades del mundo”.

Esta era la tercera peregrinación interdiocesana, previamente se realizó una de jóvenes y otra de sacerdotes. La celebrada ayer estaba prevista para el mes de junio, pero tras conocerse que habría elecciones al día siguiente de la fecha prevista, se pospuso.

El vicario general de Mérida-Badajoz y secretario de la Provincia Eclesiástica, Mateo Blanco Cotano, señalaba que “la razón de esta convocatoria está en que, además del Año de la Misericordia en que nos encontramos, se ha venido celebrando también el Año Guadalupense. Es un acontecimiento suficientemente importante como para que las tres diócesis extremeñas dieran una respuesta de cercanía, de piedad, devoción y cariño a la Virgen Santísima y, a través de ella, recibir las gracias del Jubileo”.

(Archidiócesis de Mérida-Badajoz)

Agencia SIC
Acerca de Agencia SIC 40429 Articles
SIC (Servicio de Información de la Iglesia Católica), es una agencia de noticias y colaboraciones referidas a la Iglesia en España, creada en noviembre de 1991 por el Episcopado español y dependiente de la Comisión Episcopal de Medios de Comunicación Social (CEMCS).