Sábado 2 de abril, Encuentro Diocesano de la Misericordia: Te esperamos

Mons. Carlos EscribanoMons. Carlos Escribano             El 2 de Abril va ser especial en este año. Vamos a celebrar en nuestra diócesis de Teruel y de Albarracín, el Encuentro Diocesano de la Misericordia, en la víspera del Domingo de la Divina Misericordia, como un signo del Jubileo Extraordinario. Es el acto más importante que vamos a celebrar como Diócesis dentro de este precioso año jubilar. Por eso quiero, dentro de la alegría que a todos nos inunda por la Resurrección de Cristo, invitaros a participar.

Dentro de la dinámica del año jubilar, es muy importante el sentido de peregrinación, como nos recuerda el Papa (cfr. Misericordiae Vultus 14). Es cierto que hemos dispuesto abundantes templos y ermitas en nuestra geografía diocesana para ganar el Jubileo, pero es muy significativo ponernos en camino juntos, como Iglesia diocesana, y salir de nuestra rutina, desinstalarnos en definitiva,  para reconocer que la vida es un peregrinar y que alcanzar la misericordia requiere compromiso y sacrificio.

Sois muchos los que ya, de la ciudad de Teruel o desde los pueblos de la diócesis, habéis confirmado vuestra asistencia y participación en este Encuentro. Vais a venir acompañados de imágenes de la Virgen María y de Jesús crucificado que se veneran en tantos rincones de nuestra geografía diocesana y a las que les tenéis una especial devoción popular. Muchos de vosotros, me consta, os estáis preparando espiritualmente durante toda la cuaresma siguiendo las catequesis preparadas para tal fin o recibiendo el sacramento del Perdón.

En la mañana del día 2, por Arciprestazgos, los participantes irán llegando a la Plaza del Seminario. Desde allí se trasladarán a la Catedral de Teruel para participar en un sencillo acto jubilar. Las parroquias, comunidades y cofradías participantes y cuantos se sientan llamados a acompañarles, entrarán por la Puerta Santa de la Misericordia de la Catedral de Teruel. La Puerta Santa y el Tránsito de la Misericordia, preparados para ayudar a vivir al pueblo cristiano este Jubileo Extraordinario, se proponen como una auténtica catequesis mistagógica, para dejarse llenar de la luz y belleza de la misericordia de Dios, con pinturas modernas, verdaderos iconos de la transparencia del amor de Dios, en las que se representan, entre otros pasajes evangélicos, las parábolas del Padre Misericordioso o del Buen Samaritano. Son también la expresión de una Iglesia diocesana de puertas abiertas, en salida misionera y actitud activa de acogida y de escucha de los hermanos, especialmente los más “heridos”  y necesitados de esperanza.

También durante la mañana, ante la imagen venerable del Cristo de las Misericordias, de la iglesia del Salvador de la ciudad de Teruel, se acogerá a los peregrinos que quieran recibir el sacramento del Perdón. En este sacramento cada uno de nosotros puede experimentar de manera singular la misericordia, es decir, el amor, que es más fuerte que nuestro pecado.

Al medio día, en el Colegio diocesano Las Viñas, se habilitará un espacio para acoger a los peregrinos que queráis acudir allí a comer.

Por la tarde tendrá lugar la procesión desde la Catedral a la Plaza de Toros, donde celebraremos juntos la Eucaristía, del domingo segundo de Pascua, fiesta de la Divina Misericordia. Para la procesión y la Misa están convocados los agentes de pastoral según las diversas Obras de Misericordia, que procesionarán junto a las imágenes. Será nuestra manera de “vestir de dignidad” a tantos hermanos nuestros que no cuentan para nuestra sociedad tan individualista y cerrada sobre sí misma que les excluye y de animar a la solidaridad. Por eso, en este Año Jubilar y con motivo de este Encuentro, se nos invitara a colaborar económicamente con la puesta en marcha de un Centro de Día para gente necesitada en los locales de Cáritas diocesana de Teruel. Queremos que a través de este gesto solidario, abrazar con misericordia a nuestros hermanos más necesitados.

Quiero dar las gracias, de corazón, a todos los que con tanta ilusión estáis trabajando para que todo salga bien y a los que os vais a poner en camino con vuestras imágenes de la Virgen María o de Cristo crucificado y vais a participar en este encuentro diocesano. Y a todos, queridos hermanos, os animo a vivir esta jornada histórica en nuestra Iglesia diocesana y en nuestra ciudad de Teruel.

 + Carlos Escribano Subías,
Obispo de Teruel y de Albarracín

Mons. Carlos Escribano Subías
Acerca de Mons. Carlos Escribano Subías 179 Articles
Monseñor Carlos Manuel Escribano Subías nació el 15 de agosto de 1964 en Carballo (La Coruña), donde residían sus padres por motivos de trabajo. Su infancia y juventud transcurrieron en Monzón (Huesca). Diplomado en Ciencias Empresariales, trabajó varios años en empresas de Monzón. Más tarde fue seminarista de la diócesis de Lérida -a la que perteneció Monzón hasta 1995-, y fue enviado por su obispo al Seminario Internacional Bidasoa (Pamplona). Posteriormente, obtuvo la Licenciatura en Teología Moral en la Universidad Gregoriana de Roma (1996). Ordenado sacerdote en Zaragoza el 14 de julio de 1996 por monseñor Elías Yanes, ha desempeñado su ministerio en las parroquias de Santa Engracia (como vicario parroquial, 1996-2000, y como párroco, 2008-2010) y del Sagrado Corazón de Jesús (2000-2008), en dicha ciudad. En la diócesis de Zaragoza ha ejercido de arcipreste del arciprestazgo de Santa Engracia (1998-2005) y Vicario Episcopal de la Vicaría I (2005-2010). Como tal ha sido miembro de los Consejos Pastoral y Presbiteral Diocesanos. Además, ha sido Consiliario del Movimiento Familiar Cristiano (2003-2010), de la Delegación Episcopal de Familia y Vida (2006-2010) y de la Asociación Católica de Propagandistas (2007-2010). Ha impartido clases de Teología Moral en el Centro Regional de Estudios Teológicos de Aragón desde el año 2005 y conferencias sobre Pastoral Familiar en diferentes lugares de España. Finalmente, ha formado parte del Patronato de la Universidad San Jorge (2006-2008) y de la Fundación San Valero (2008-2010). Benedicto XVI le nombró obispo de Teruel y de Albarracín el 20 de julio de 2010, sucediendo a monseñor José Manuel Lorca Planes, nombrado Obispo de Cartagena en julio de 2009. Ordenado como Obispo de Teruel y de Albarracín el 26 de septiembre de 2010 en la S. I. Catedral de Teruel.