Cruz y luz, camino de Misericordia

Mons. Cerro ChavesMons. Francisco Cerro      Estoy convencido de que lo más eficaz siempre es lo más sencillo. A veces nos partimos la cabeza para que nuestra vida pastoral sea fecunda y las parroquias estén viviendo como lugar de comunión y sigan cumpliendo su misión, que no es otra que poner a Cristo en contacto con cada persona que viene a nosotros. Provocar este encuentro con el Señor es nuestra misión.

Por eso he escrito esta carta pastoral para ofrecer un Vía crucis y un Vía Lucis (camino de la luz) para ayudarnos a caminar en este tiempo de conversión y Pascua. También se os entrega un DVD que se ha realizado con los textos sencillos de esta Carta Pastoral y que se ofrece a todo el pueblo de Dios, a los niños, jóvenes, consagrados, familias, movimientos, asociaciones, cofradías… Para que este año doblemente esperado: de la Misericordia y del Sínodo Diocesano, sea verdaderamente un fuerte impulso evangelizador para todos nosotros.

Aprovecho finalmente para que me hagáis llegar vuestras opiniones sobre esta Carta Pastoral y que me hagáis todas las sugerencias que creáis. Así como para posibles Cartas Pastorales me indiquéis qué debería tratar en las próximas para que en estos momentos caminando juntos con Cristo buscar que nuestra Iglesia Diocesana contemple a Cristo crucificado y resucitado, para ver su rostro en los más pobres y necesitados de amor y de todo.

Como sabéis, la Carta Pastoral es la enseñanza más importante del obispo, donde va vertiendo su magisterio, su misión, como sucesor de los Apóstoles. Para iluminar y fortalecer cada vez más una vida más coherente con Jesús de Nazaret, con su Evangelio. Esta carta concretamente es como lo que siempre trato de aportar en estos momentos que, desde el Evangelio, nos ofrece la Iglesia Universal como de la Misericordia que deseamos “aterrizar“ en estos momentos del XIV Sínodo Diocesano. Se nos ofrece profundizar en un camino de comunión (sacerdotes, consagrados y laicos) para la evangelización.

Estoy convencido de que los momentos que vivimos son maravillosos. Son un reto precioso para responder con lo que San Juan Pablo II llama fidelidad creativa. Esto es lo que en estos momentos el obispo con su presbiterio, los consagrados, con la riqueza de sus carismas, y los laicos con su llamada a transformar el mundo, según el Corazón de Dios, para una evangelización que no debe ser escasa porque dejamos que nuestra tierra se muera de sed de amor y de verdad. Aquello que no se da, que no se ofrece, se puede marchitar en nuestras manos.

En esta Carta Pastoral que os invito a leer y a ponerla en práctica, es la convicción de que una profunda vida de relación con Jesús nos tiene que llevar a todos a lo que el papa Francisco nos convoca: “Salid a los caminos y decid a todos que el Señor ama a todos”.

+ Francisco Cerro Chaves

Obispo de Coria-Cáceres

Mons. Francisco Cerro Chaves
Acerca de Mons. Francisco Cerro Chaves 191 Articles
Nació el 18 de octubre de 1957 en Malpartida de Cáceres (Cáceres). Cursó los estudios de bachillerato y de filosofía en el Seminario de Cáceres, completándolos en el Seminario de Toledo. Fue ordenado sacerdote el 12 de julio de 1981 en Toledo, desempeñó diversos ministerios: Vicario Parroquial de "San Nicolás", Consiliario de Pastoral Juvenil, Colaborador de la Parroquia de "Santa Teresa" y Director de la Casa Diocesana de Ejercicios Espirituales. En la Pontificia Universidad Gregoriana de Roma se licenció y doctoró en Teología Espiritual (1997), con la tesis: "La experiencia de Dios en el Beato Fray María Rafael Arnáiz Barón (1911-1938). Estudio teológico espiritual de su vida y escritos". Es doctorado en Teología de la Vida Consagrada en la Universidad Pontificia de Salamanca. Autor de más de ochenta publicaciones, escritas con simplicidad y dirigidas, sobre todo, a la formación espiritual de los jóvenes. Miembro fundador de la "Fraternidad Sacerdotal del Corazón de Cristo". Desde 1989 trabajó pastoralmente en Valladolid. Allí fue capellán del Santuario Nacional de la Gran Promesa y Director del Centro de Formación y Espiritualidad del "Sagrado Corazón de Jesús", Director diocesano del "Apostolado de la Oración", miembro del Consejo Presbiteral Diocesano; delegado Diocesano de Pastoral Juvenil y Profesor de Teología Espiritual del Estudio Teológico Agustiniano. El 2 de septiembre de 2007 fue ordenado Obispo de Coria-Cáceres en la ciudad de Coria. En la Conferencia Episcopal Española es miembro de la Comisión Episcopal de Apostolado Seglar, departamento de Pastoral de Juventud, y de la Comisión Episcopal para la Vida Consagrada.