Encuentro diocesano de jóvenes en Briviesca y peregrinación al santuario de Santa Casilda

Burgos cartel-encuentro-de-jóvenesEl próximo 4 y 5 de marzo tendrá lugar en Briviesca el encuentro diocesano de jóvenes, que como cada año organiza la delegación de Infancia y Juventud de la diócesis de Burgos. Dicho encuentro contará con una peregrinación hasta el santuario de Santa Casilda, que es templo jubilar.

El encuentro de este año está enmarcado dentro del año jubilar de la misericordia. Hasta el 29 de febrero podrán inscribirse en él todos los jóvenes desde bachiller hasta los treinta años, además de los que que estén implicados en alguna de las actividades de sus respectivas parroquias, comunidades y grupos, con independencia de asistir o no a la JMJ de Cracovia. Para ello es necesario registrarse en el siguiente formulario.

Los únicos requisitos imprescindibles para participar en este ambiente de encuentro son sentirse iglesia diocesana que peregrina en Burgos, llevar saco de dormir y calzado adecuado para peregrinar hasta el santuario de Santa Casilda.

La salida esta prevista el viernes 4 de marzo a las ocho de la tarde desde el portón verde del patio del seminario de Burgos. Desde allí se irá hasta Briviesca, en donde se tendrá esa tarde el primer momento de encuentro.  A la mañana siguiente los grupos de jóvenes peregrinarán al santuario de Santa Casilda. El momento de oración y silencio cerrará este encuentro para volver en la noche del sábado 5 a las diez de la noche a nuestros lugares de origen.

Para que sean momentos de diversión, de compartir, de caminar, de orar y de formarse en la misericordia, la delegación diocesana de Infancia y Juventud ha preparado unas preguntas sobre el mensaje que el Papa Francisco ha escrito para la JMJ de este año 2016. Más información en www.delejuburgos.org

(Archidiócesis de Burgos)

Agencia SIC
Acerca de Agencia SIC 41467 Articles
SIC (Servicio de Información de la Iglesia Católica), es una agencia de noticias y colaboraciones referidas a la Iglesia en España, creada en noviembre de 1991 por el Episcopado español y dependiente de la Comisión Episcopal de Medios de Comunicación Social (CEMCS).