“¿QUÉ HACES CON TU HERMANO?” Solemnidad del Corpus Christi y Día de Caridad (2015)

Mons. Julian LópezMons. Julián López    Queridos diocesanos:

El día 7 de junio, domingo, celebramos la solemnidad del Santísimo Cuerpo y Sangre de Cristo. Un año más, como un eco del tiempo de Pascua, participamos en la Santa Misa y adoramos a Nuestro Redentor Jesucristo, real y verdaderamente presente en el Santísimo Sacramento de la Eucaristía. En las parroquias, monasterios y comunidades se procura vivir este misterio de fe y de vida cristiana dedicándole también momentos de oración y llevándolo en procesión por las calles, entre las casas y los lugares donde la gente vive, trabaja, goza y sufre, acompañado de cantos y del fervor popular. Esta procesión es un modo específico y significativo de anunciar la muerte y proclamar la resurrección del que prometió estar con nosotros todos los días, hasta el final de los tiempos” (Mt 28,20), y de anunciar también que Cristo es el verdadero pan de salvación y de vida eterna para el hombre peregrino en este mundo.

Pero nuestra fe en la Eucaristía no solo no nos impide ser también habitantes de la  ciudad terrena con todas las consecuencias, es decir, dedicados a las más diversas tareas temporales, a la familia, al trabajo, etc., sino que nos estimula a ser ciudadanos del mundo responsables, creativos, solidarios y felices. No en vano la Eucaristía es germen de la nueva humanidad y del mundo renovado, y cuya plena manifestación será al final de la historia. Es lo que conocemos como el reino de Dios, ya iniciado en el nacimiento de Cristo, que va creciendo como semilla y levadura en este mundo. Por eso la Eucaristía es también y por excelencia el sacramento del amor, el “Amor de los amores” que nos infunde la capacidad de amar y de servir a los demás como nos lo mandó el Señor.

Este es el motivo por el que a la fiesta del Corpus se une el Día de Caridad, la jornada de la Iglesia en España que invita, como nos recuerda nuestra institución eclesial CARITAS, a “construir una fraternidad comprometida” y a “desear, buscar y cuidar el bien de los demás”, en palabras del papa Francisco (Ev. Gaudium, 178). Dentro de una campaña más amplia: “Ama y vive la justicia”, este año CARITAS nos pregunta “¿Qué haces con tu hermano?”. Es una pregunta que hace recordar un tremendo diálogo, reproducido en libro del Génesis: «¿Dónde está tu hermano?». -«No sé, ¿soy yo el guardián de mi hermano?». El Señor replicó: «¿Qué has hecho? » (Gn 4,9-10). La pregunta debería sacudirnos profundamente, porque somos todos solidarios para bien o para mal sobre la base de la común e idéntica dignidad de la persona humana, y no nos es lícito desentendernos de lo que les sucede a los demás. No es lícito encerrarnos en lo nuestro ni es humano el permanecer indiferentes ante las carencias y las varias formas de pobreza.

¿Acaso hemos olvidado una enseñanza de san Juan Pablo II: Sobre la propiedad privada grava una hipoteca social… fundada y justificada precisamente sobre el principio del destino universal de los bienes?” (Sollicitudo rei socialis, 42). Seamos sensibles a la realidad social cercana a nosotros y no solo en otros países. Participemos en el esfuerzo por erradicar las injusticias sociales y colaboremos generosamente con CARITAS para devolver la esperanza a muchas personas y familias que atraviesan situaciones precarias. Leed nuestra reciente Instrucción pastoral “La Iglesia, servidora de los pobres” (24-IV-2015). Con mi cordial saludo y bendición:

+ Julián López,

Obispo de León

Mons. Julián López
Acerca de Mons. Julián López 166 Articles
Mons. D. Julián López Martín nace en Toro (Zamora) el 21 de abril de l945. Estudió en el Seminario Diocesano de Zamora y en el P. Instituto de San Anselmo de Roma, donde obtuvo el doctorado en Teología Litúrgica en 1975, como alumno del P. Colegio Español y del Centro Español de Estudios Eclesiásticos anexo a la Iglesia Nacional Española de Roma. Recibió la ordenación sacerdotal en Zamora el 30 de junio de 1.968. CARGOS PASTORALES Fue coadjutor de Villarín de Campos y cura ecónomo de Otero de Sariegos (1968-1970), coadjutor de la parroquia de Cristo Rey en Zamora (1973-1989) y, desde 1978, canónigo Prefecto de Sagrada Liturgia de la Catedral de Zamora y delegado diocesano de Pastoral Litúrgica, miembro del Consejo Presbiteral y del Colegio de Consultores desde 1984. Ha sido también consiliario diocesano del Movimiento Familiar Cristiano (1976-1986) y consiliario de la Zona Noroeste de este Movimiento (1980-1983). Profesor de Religión en el Instituto "Claudio Moyano" (1975-1976) y en la Escuela Universitaria de Formación del Profesorado en Zamora (1981-1983). Ha sido director del Centro Teológico Diocesano "San Ildefonso" y de la Cátedra "Juan Pablo II" (1984-1992); delegado diocesano para el IV Centenario de la Muerte de Santa Teresa de Jesús (1980-1982); Año de la Redención (1983-1984); Año Mariano Universal (1987-1988); V Centenario (1992) y Congreso Eucarístico de Sevilla (1993). Profesor de Liturgia y Sacramentos de la Universidad Pontificia de Salamanca (1975-1981 y 1988-1994), ha sido también Presidente de la Asociación Española de Profesores de Liturgia (1992-1995), habiendo impartido clases en las Facultades de Teología de Burgos (1977-1988) y de Barcelona (1984-1989). El 15 de julio de 1994 fue nombrado Obispo de Ciudad Rodrigo por el Papa Juan Pablo II, tomando posesión el 25 de agosto del mismo año. Cargo que desempeñó hasta su nombramiento como Obispo de León el día 19 de marzo de 2002, tomando posesión el 28 de abril. El 6 de julio de 2010 Benedicto XVI le nombró miembro de la congregación para el Culto Divino de la Santa Sede. En la CEE ha sido miembro de la Comisión Episcopal de Enseñanza y Catequesis de 1996 a 1999. De 1993 a 2002 formó parte de la Comisión de Liturgia y desde 2002 a 2011 fue Presidente de dicha Comisión. Desde 2011 es miembro de ella