Camino cuaresmal

Mons. VivesMons. Joan E. Vives     Decir Cuaresma es decir camino. Camino de cambio y de mejora, hacia la Pascua; camino comunitario de conversión, con toda la Iglesia que se dispone a morir y resucitar con Cristo, para renovarse. Y al mismo tiempo es también camino personal, que nadie puede hacer por mí sino que tengo que ser yo quien lo recorra… «El camino que hizo Jesús, Él solo lo siguió… todos lo debemos seguir… nadie lo puede hacer por mí«, cantamos. Y el Vía-crucis, el camino de la cruz, tan popular en nuestros pueblos, es una gran devoción que siguiendo los Evangelios de la Pasión, nos lleva a contemplar el Hijo de Dios que camina adelante para dar la vida en rescate de todos y para la salvación de toda la humanidad. Un camino de identificación con Cristo, para llegar a la victoria.

¿Algún consejo para el camino? Os animo a tomar el camino del seguimiento de Jesús, con alegría, y con resolución. Nos quiere cerca de Él y nos ayuda a hacer el camino de Pascua con Él, y como Él. Os subrayo 5 elementos a tener en cuenta:

1. Por más que hayamos caído y recaigamos, levantarse, no rendirse nunca, porque lo que Jesús pensó para nuestro camino, seguro que es del todo bueno para nosotros, y lo podremos hacer juntos con la Iglesia. Tengamos confianza en la fuerza del perdón.

2. No nos centremos en nosotros mismos, sino interesémonos por las necesidades de los que nos rodean y sobre todo de los más pobres, los que más sufren, los que están más solos, porque quien quere hacer el bien a Jesús, no puede no amar el prójimo. Él vive en el prójimo. Y así nuestro camino llegará a ser todo de amor.

3. Amemos a la Iglesia, a la parroquia, a la gente concreta, amemos a nuestros sacerdotes, pongámonos al servicio de la comunidad, porque la Iglesia no son sólo los sacerdotes o los obispos… sino que es toda la comunidad. Pongámonos al servicio de la comunidad. Ofrezcamos tiempo, energía, soporte, calidad y capacidad personales en nuestra parroquia o comunidad y así podremos testimoniar que la riqueza de cada uno es un don de Dios para compartir.

4. Seamos apóstoles de paz y de serenidad, a partir de nuestras familias. Recordemos a todos que es bello amarse y que las incomprensiones pueden superarse, porque estando unidos a Jesús, todo es posible. Es la palabra que dijo Jesús a aquel padre que le pedía que curara a su hijo: «Todo es posible al que tiene fe» (Mc 9,23). Con la fe en Jesús se puede todo.

5. Hablemos con Jesús, como un amigo a su Amigo. La oración es muy importante en la Cuaresma. Hablemos con Jesús, el Amigo más grande, que nunca nos abandona; confiémosle nuestros gozos y tristezas. Recurramos a Él cada vez que nos equivoquemos y hagamos algo malo, con la certeza de que Él nos perdonará. Y hablemos a todos de Jesús, de su amor, de su misericordia, de su ternura, porque la amistad con Jesús, que ha dado la vida por nosotros, es un acontecimiento de gracia que hay que explicar a todo el mundo.

+ Joan E. Vives

Arzobispo de Urgell

Mons. Joan E. Vives
Acerca de Mons. Joan E. Vives 333 Articles
Nació el 24 de Julio de 1949 en Barcelona. Tercer hijo de Francesc Vives Pons, i de Cornèlia Sicília Ibáñez, pequeños comerciantes. Fue ordenado presbítero en su parroquia natal de Sta. María del Taulat de Barcelona. Elegido Obispo titular de Nona y auxiliar de Barcelona el 9 de junio de 1993, fue ordenado Obispo en la S.E. Catedral de Barcelona el 5 de septiembre de 1993. Nombrado Obispo Coadjutor de la diócesis de Urgell el 25 de junio del 2001. Tomó Posesión del cargo el 29 de julio, en una celebración presidida por Mons. Manuel Monteiro de Castro, Nuncio Apostólico en España y Andorra. El día 12 de mayo del año 2003, con la renuncia por edad del Arzobispo Joan Martí Alanis, el Obispo Coadjutor Mons. Joan-Enric Vives Sicília pasó a ser Obispo titular de la diócesis de Urgell y copríncipe de Andorra. El 10 de julio del 2003 juró constitucionalmente como nuevo Copríncipe de Andorra, en la Casa de la Vall, de Andorra la Vella. El 19 de marzo del 2010, el Papa Benedicto XVI le otorgó el titulo y dignidad de Arzobispo "ad personam". Estudios: Después del Bachillerato cursado en la Escuela "Pere Vila" y en el Instituto "Jaume Balmes" de Barcelona, entró al Seminario de Barcelona en el año 1965 donde estudio humanidades, filosofía y teología, en el Seminario Conciliar de Barcelona y en la Facultad de Teología de Barcelona (Sección St. Pacià). Licenciado en Teología por la Facultad de Teología de Barcelona, en diciembre de 1976. Profesor de lengua catalana por la JAEC revalidado por el ICE de la Universidad de Barcelona en julio de 1979. Licenciado en Filosofía y ciencias de la educación -sección filosofía- por la Universidad de Barcelona en Julio de 1982. Ha realizado los cursos de Doctorado en Filosofía en la Universidad de Barcelona (1990-1993).