El papel de la Iglesia puede ser crucial en la reconstrucción de Costa de Marfil

EL PAPA FRANCISCO RECIBE AL CUERPO DIPLOMÁTICOLos obispos de Costa de Marfil que acaban de efectuar su quinquenal visita »ad Limina», han sido recibidos esta mañana por el Santo Padre que, en el discurso que les ha entregado subraya la necesidad del diálogo y la fraternidad entre los prelados y sus sacerdotes así como de una acertada inculturación de la fe.
»La comunión fraternal que reúne en torno a Cristo a los obispos de una nación -escribe- es indispensable tanto para el crecimiento de la Iglesia como para el progreso de la sociedad. Y esto es todavía mas verdadero en un país que ha sufrido serias divisiones y necesita vuestro testimonio y vuestro compromiso firme para reconstruir la fraternidad. ¡No dejemos que nos roben el ideal del amor fraternal!. Siendo, entre vosotros, realmente hermanos, abiertos al diálogo en la confianza mutua, escuchando a todos -también cuando hay diferencias o contradicciones – y dejando un lugar a cada uno, especialmente a los más jóvenes entre vosotros, daréis un nuevo impulso misionero y transformaréis realmente la sociedad, para que responda más al ideal evangélico».
»Por lo tanto -prosigue- no puedo por menos que invitaros a tomar la parte que os corresponde en la tarea de reconciliación nacional, rechazando cualquier implicación personal en las disputas políticas a expensas del bien común. Pero es importante que mantengáis relaciones constructivas con las autoridades de vuestro país así como con los distintos componentes de la sociedad, a fin de difundir un verdadero espíritu evangélico de diálogo y la colaboración. El papel de la iglesia – que es apreciada y escuchada – puede ser crucial. …Os animo a continuar el diálogo con los musulmanes, a fin de desalentar cualquier deriva violenta y cualquier errónea interpretación religiosa del conflicto por el que habéis atravesado».
»Por supuesto no estáis solo en la enorme tarea de la evangelización y la conversión de los corazones que se abre ante vosotros: estáis apoyados por clero, generoso y motivado, cuyo número crece sin cesar… -reconoce el Obispo de Roma- Pero para evitar las dificultades y carencias que conocen algunos sacerdotes, la mejor manera es sin duda la calidad de su formación, inicial y permanente, el impulso de una fraternidad sacerdotal que supere las divisiones étnicas y, en especial, la proximidad y la atención que, como padres amorosos y atento, tenéis que dar a cada uno de ellos. Utilizad, siempre que sea posible, la dulzura, la persuasión y el estímulo para despertar el celo pastoral, mejor que las sanciones apresuradas y la severidad. Os invito a visitar a menudo a vuestros sacerdotes con el fin de escucharles para conocerlos cada vez más.. La formación de un »presbyterium» fraternal y unido, alrededor de su obispo es lo que hace que los sacerdotes se apeguen a su propia diócesis y lo que les lleva a concederle la prioridad, ya que muchos sienten la tentación de partir lejos, en detrimento del pueblo de Dios que necesita su ministerio».
El Papa agradece calurosamente a los religiosos y religiosas »la considerable tarea que llevan a cabo, junto a los laicos unidos a ellos. en los sectores de la educación, la salud y desarrollo. Es un trabajo apreciado por todos y, además, absolutamente indispensable porque hay una conexión íntima entre evangelización y promoción humana». También invita a los obispos a hacer sentir su cercanía pastoral a todos los fieles laicos, especialmente a las familias, que hoy en día »son muy frágiles, tanto por el proceso de secularización, que experimenta ya la sociedad de Costa de Marfil, o por el movimiento de la población y las divisiones causadas por el conflicto, así como por propuestas, menos exigentes moralmente que surgen por doquier». No olvida el Pontífice a los ancianos que »a pesar de la mentalidad africana tradicional que los rodea de una especial veneración muchos de ellos se encuentran en estos tiempos solos o abandonados, porque la cultura del »descarte» ya ha aparecido en vuestras sociedades. Pero su participación es indispensable para el equilibrio de un pueblo y la educación de la juventud».
Francisco concluye expresando su alegría y gratitud por la gran tarea de evangelización que se realiza en Costa de Marfil. »Sin embargo -advierte- la fe sigue siendo frágil y se percibe un viento contrario. A menudo -como han demostrado, por desgracia, los conflictos recientes- el particularismo étnico se sobrepone a la fraternidad evangélica, muchos bautizados, cansados o decepcionados, se alejan de la luz de la verdad para adherirse a propuestas más fáciles, otros no ponen en práctica en sus vidas las exigencias de la fe. Indudablemente la clave para el futuro se encuentra en parte, en el radicarse más profundo de la Palabra de Dios en los corazones. Y, ciertamente, es necesario profundizar en el diálogo con la realidad cultural, religiosa y tradicional con el fin de lograr una verdadera inculturación de nuestra fe rechazando, sin ambigüedades, lo que es contrario pero acogiendo y llevando a cumplimiento lo que es bueno. Os animo, por tanto, a continuar sin cesar en la obra de evangelización.. Así, la Iglesia en Costa de Marfil podrá hacer frente, con serenidad, a los retos del futuro».
Agencia SIC
Acerca de Agencia SIC 41049 Articles
SIC (Servicio de Información de la Iglesia Católica), es una agencia de noticias y colaboraciones referidas a la Iglesia en España, creada en noviembre de 1991 por el Episcopado español y dependiente de la Comisión Episcopal de Medios de Comunicación Social (CEMCS).