Adoración Nocturna Española homenajea a su fundador en Zamora

adoracionnocturnaEl próximo sábado 26 de abril Zamora acogerá, como cada año, el homenaje que la Adoración Nocturna Española hace a su fundador, el siervo de Dios (actualmente en proceso de beatificación) Luis de Trelles y Noguerol, fallecido en esta ciudad en 1891 y enterrado en la Catedral.

Los actos comenzarán a las 17 horas del sábado, con el descubrimiento de una placa conmemorativa en la casa en la que falleció Trelles, en la calle de los Herreros nº 17. Se trata de un deseo que tenía la Fundación Luis de Trelles y cuya colocación ha sido autorizada por el Ayuntamiento de la capital después de las gestiones de la Fundación y la buena disposición de la propietaria actual del inmueble.

A las 18 horas tendrá lugar la Eucaristía de acción de gracias en la Catedral, que continuará con la tradicional ofrenda floral ante la tumba del fundador de la Adoración Nocturna. El encargado de realizarla este año es Jesús Alcalá Recuero, presidente diocesano de la Adoración Nocturna de Madrid.

Para terminar la jornada, el salón de actos de la Alhóndiga será la sede a las 20 horas del Memorial Luis de Trelles con la conferencia “Zamora, tierra de acogida”, a cargo de Antonio Troncoso de Castro, abogado, auditor del Cuerpo Jurídico del Estado y presidente de la Fundación Luis de Trelles. Tras la conferencia habrá un concierto del Coro Sacro Jerónimo Aguado, dirigido por Pablo Durán.

El día siguiente, domingo 27, lo aprovecharán para hacer una reunión de patronos de la Fundación Luis de Trelles y realizar una visita turística a la ciudad.

Luis de Trelles y Zamora

Luis de Trelles (1819-1891) fundó en 1886 la Adoración Nocturna de Zamora. Posteriormente el siervo de Dios estuvo en la provincia del 31 de mayo al 4 de junio de 1890 con diversas actividades apostólicas, entre ellas la vigilia inaugural de la Sección de Toro, con discursos que suscitaron entusiasmo y reconocimiento. El deán de la Catedral le dijo: “le felicito por la santa tarea que se ha impuesto y por el brillante éxito que Dios le concede”.

Pocos meses después volvió a Zamora para visitar a las Secciones Adoradoras Nocturnas, a las Camareras de Jesús Sacramentado y asistiendo a reuniones de apostolado. En la ciudad enfermó e hizo testamento el 30 de Junio de 1891, siendo notario Manuel Gómez y Gómez, y falleciendo de una violenta pulmonía al día siguiente, miércoles 1 de Julio de 1891, a las 15,30 horas.

Murió habiendo recibido los santos sacramentos y demás auxilios espirituales en la casa del amigo y adorador que le hospedaba, el médico Fernando Canillas Caridad, en la Calle Alcazaba, 21, hoy Calle de Los Herreros, 17, inmueble que hoy es propiedad de Mª Alegría de Paz González.

Juan Agerós, párroco de San Juan entonces, redactó para el registro eclesiástico los detalles del óbito, celebrándose allí una Eucaristía corpore in sepulto, siendo más tarde enterrado en el Cementerio de San Atilano. La prensa zamorana del día siguiente se hacía eco de la noticia, coincidiendo en que había muerto el Apóstol del Santísimo Sacramento en España.

Grabado sobre su tumba, con las fechas de nacimiento y defunción, rezaba el siguiente epitafio: “Aquí yace D. Luis de Trelles y Noguerol, abogado, ex-diputado a Cortes, ardiente devoto del Santísimo Sacramento del Altar”. La Sección Adoradora zamorana organizó el funeral con una gran vigilia eucarística que duró 24 horas (4 y 5 de julio de 1891).

Casimiro Erro, entonces canónigo magistral de la Catedral, se expresaba así: “El apóstol del Sacramento, nuestro querido Director, ejerció su apostolado en todos los actos de su vida, aún antes de dedicarse especialmente a la fundación de los Centros de Adoradores y a las Camareras de Jesús Sacramentado”.

En el Cementerio de San Atilano permanecieron sus restos por espacio de 50 años. El 1 de julio de 1941, fecha del L aniversario de su muerte, fueron trasladados a la iglesia de San Esteban de la capital, que era el lugar de las vigilias de la Sección Adoradora zamorana.

Posteriormente, el 22 de junio de 1991, fecha del centenario de la defunción, fueron exhumados sus restos para ser depositados en la nave lateral derecha de la Catedral. La gran Vigilia Nacional del Centenario fue presidida por Mario Tagliaferri, Nuncio Apostólico en España de Juan Pablo II. Constituida su tumba en centro de peregrinación para los miembros de la Adoración Nocturna, la Fundación que lleva su nombre organiza una ofrenda anual a la cual afluyen numerosos adoradores de toda España.

(Diócesis de Zamora)

Agencia SIC
Acerca de Agencia SIC 44505 Articles
SIC (Servicio de Información de la Iglesia Católica), es una agencia de noticias y colaboraciones referidas a la Iglesia en España, creada en noviembre de 1991 por el Episcopado español y dependiente de la Comisión Episcopal de Medios de Comunicación Social (CEMCS).