Cáritas y las Hospitalarias se unen en la diócesis de Málaga para atender a los más pobres

Málaga CaritasCáritas Diocesana de Málaga y la institución Hermanas Hospitalarias del Sagrado Corazón de Jesús han establecido un convenio de colaboración para apoyar la labor social que se está desarrollando en estos momentos de crisis social y económica.
 
«En coordinación con todas las instituciones que trabajando con personas sin hogar, las Hermanas Hospitalarias ponemos a disposición nuestras consultas externas de Psicología, Psiquiatría, Geriatría, Trabajo social, Enfermería y Fisioterapia para los usuarios que son enviados por Cáritas», explica Sor Julia, coordinadora de este nuevo servicio que se ha puesto en marcha los martes, en el Complejo asistencial Sagrado Corazón de Jesús.

«Se brinda así una plataforma de colaboración entre ambas instituciones», afirma Sor Julia, un signo más de comunión en la diócesis, que es posible gracias a la generosidad de un grupo de profesionales que nos explican cómo surgió la iniciativa.

En la Campaña Nadie Sin Hogar del pasado mes de noviembre, Cáritas Diocesana de Málaga afirmaba que a septiembre de 2013 se habían atendido a casi 2000 personas a través de la Puerta Única y la Unidad de Calle. El 60% de ellas presenta problemas de salud y un 24% de éstas, de salud mental. Detrás de estos números hay rostros concretos con necesidades urgentes a las que quieren ofrecer una respuesta Cáritas y las Hospitalarias con este nuevo convenio

Todos los martes, de 9.00 a 21.00 horas, las consultas de Psicología, Psiquiatría, Geriatría, Trabajo Social, Enfermería y Fisioterapia del Complejo Asistencial del Sagrado Corazón de Jesús, de las Hermanas Hospitalarias, se convierten en consultas externas al servicio de Cáritas Diocesana. Es fruto del convenio firmado entre ambas instituciones para atender, de forma gratuita, a las personas remitidas por las Cáritas parroquiales y los centros sociales de Cáritas.

Sor María Paz, Superiora del Complejo Asistencial, afirma que «nuestra inquietud, como Hermanas Hospitalarias, nos hace ver que fuera de nuestra institución hay muchas personas con enfermedad mental que viven en la calle y que carecen de recursos económicos para ser atendidas».

Esta inquietud les llevó a «dar una respuesta, unidas a otras instituciones, para atender a estas personas y que puedan acudir a consultas y terapias».

Hace más de 125 años que las Hermanas Hospitalarias están trabajando con personas con problemas de salud mental y cuentan con un equipo amplio de profesionales que no han dudado en ofrecerse voluntarios para atender este nuevo servicio.

«Sabemos que Cáritas realiza una labor maravillosa en este tiempo de crisis, tanto económica como social. En los últimos informes se habla del aumento del número de personas sin hogar con enfermedad mental, de ahí que surgiera este proyecto», afirma Sor Paz.

El Complejo Asistencial se está volcando con el proyecto, según la superiora, «estamos ofreciendo algo propio de nuestro carisma a personas que no están internas en este centro, pero que tienen necesidades. Para los profesionales de este centro, ha sido un despertar solidario y generoso acompañado de una respuesta mayoritaria. Podría decir incluso que el ambiente laboral ha mejorado».

TESTIMONIO DE VOLUNTARIOS

El equipo profesional voluntario está compuesto por José Manuel Herrero, psiquiatra; Laura López, psiquiatra; David Porta, psicólogo; Margarita Velasco, psicóloga; Belén Guzmán, psicóloga y Sor Julia Hernando, Hermana Hospitalaria, coordinadora del proyecto.

David Porta, psicólogo, doce años trabajando con las Hermanas Hospitalarias

«Pidieron voluntarios y no lo dudé un segundo»

«Un convenio de colaboración de gente sensible volcada en la labor con los más pobres, en la línea de lo que el Papa y nuestro Obispo nos piden», así define David este nuevo proyecto y nos explica cómo se organiza este servicio: «Sor Julia nos deriva los casos que llegan desde Cáritas y organizamos una agenda. Si es necesario, lo derivamos a otro compañero, por la situación en la que se encuentre. Y a todos ellos les ofrecemos el seguimiento y el tratamiento que necesiten, como si se tratase de una consulta privada. No hacemos distinción alguna entre los pacientes que nos llegan desde Cáritas y los que están internos en nuestro centro».

David lo tiene muy claro: «cuando el director médico y las hermanas pidieron voluntarios para este programa, no lo dudé un segundo. Estaba encantado de colaborar, pues conozco de cerca el trabajo de mi institución y el trabajo de Cáritas y valoro positivamente cómo se hacen las cosas».

Laura López, psiquiatra, cinco años trabajando con las Hermanas Hospitalarias.

«Es una satisfacción inmensa»

Laura López es natural de las Islas Canarias. Vino a Málaga a hacer la especialidad y se quedó con las Hermanas Hospitalarias, de donde afirma «me encanta trabajar aquí». «Para mí es una satisfacción inmensa poder contribuir a una labor social. Como médico siempre me he visto decantada a ayudar al prójimo, pero poder hacerlo de forma altruísta, me parece maravilloso. Me siento muy feliz, no hay más».

Laura ha atendido a personas con problemas de psicosis y depresiones graves y con necesidad de tratamiento farmacológico: «muchos son extranjeros, personas sin recursos económi- cos, en riesgo de exclusión social, sin documentación… A veces tenemos problemas hasta para comunicarnos con ellos, pero poniendo cada uno un poco de su parte, todo es posible. Psicólogos, psiquiatras, trabajadores sociales trabajamos unidos y la tarea se hace más fácil. En realidad, los casos médicos no son muy distintos de los que nos llegan diariamente al centro, pero con la dificultad añadida de que no tienen recursos económicos», afirma Laura.

(Encarni LLamas – Diócesis de Málaga. Fotografía S. Fenosa)

Agencia SIC
Acerca de Agencia SIC 41926 Articles
SIC (Servicio de Información de la Iglesia Católica), es una agencia de noticias y colaboraciones referidas a la Iglesia en España, creada en noviembre de 1991 por el Episcopado español y dependiente de la Comisión Episcopal de Medios de Comunicación Social (CEMCS).