La Feria de la Esperanza

Mons. Ciriaco Benavente     En Albacete se celebran a lo largo del año diversas ferias, como corresponde a una ciudad pujante, que mira al futuro. Pero cuando hablamos de La Feriatodos sabemos que nos referimos a nuestra Feria de septiembre, la que cuenta con un ingrediente singular, que la hace única: es una Feria que creció a la sombra de la Virgen de Los Llanos y que en honor de la Virgen se celebra.

Comprendo que haya quienes, por no compartir las creencias religiosas, prefieran ignorar lo anterior. Están en su derecho. Como lo están la mayoría de los albacetenses que se sienten gozosos de que la imagen de la Virgen de los Llanos la presida desde su capilla, que es como el corazón del recinto ferial.

La presencia de la Madre pone una nota especial de ternura y de esperanza en la Feria. Por ser la Madre nos ayuda s sentirnos hermanos; por ser la Madre del Salvador nos orienta y nos da razones para esperar.

La situación no anda bien para muchas familias que están siendo golpeadas duramente por la situación económica. Queremos que la fiesta no sea evasión que nos lleve al olvido de los que sufren. María siempre alienta y estimula a colaborar con el proyecto de Dios, que es hacer de este mundo una gran mesa compartida, en que el lugar privilegiado lo ocupen los más desvalidos. Ella, representada en su imagen, no está como aguafiestas de la Feria; si acaso es aguafiestas contra el individualismo y el desenfreno que lleva al olvido de los otros.

Alguien me preguntaba el año pasado si podíamos hacer fiesta con la que estaba cayendo… Hacer fiesta es apuntarse a la esperanza, es soñar con un día en que no exista ni el dolor, ni el miedo, ni la soledad, ni las lágrimas, ni la crisis. En el origen y en el sentido más profundo de la fiesta está el ser  profecía y anticipo de un cielo nuevo y de una tierra nueva en que habite la justicia. Necesitamos espíritu de fiesta para fortalecer la debilidad de nuestras esperanzas y de nuestro amor, para compartir la alegría alegrando a los demás, para anticipar lo que esperamos para todos los hombres. Sin la fiesta cunde el derrotismo, caen los brazos, los nubarrones ocultan todo rayo de sol.

Que la Feria convierta, un año más, a Albacete en plaza mayor de la Mancha donde, como en la plaza familiar del pueblo, todos acabamos encontrándonos. Y que la Santísima Virgen de los Llanos siga poniendo las mejores esencias de ternura, de amor y alegría en el corazón de cada uno. A Ella le pido para todos los hijos de Albacete y para los que nos visitan una feliz y fructuosa Feria; que, como buena Madre, nos ayude a todos a sentirnos cercanos y solidarios con quienes más sufren; que nos ayude a hacer de la Feria de este año 2012 la Feria de la Esperanza.

+ Ciriaco Benavente Mateos 
Obispo de Albacete

Mons. Ciriaco Benavente Mateos
Acerca de Mons. Ciriaco Benavente Mateos 200 Artículos
Mons. D. Ciriaco Benavente Mateos nació el 3 de enero de 1943 en Malpartida de Plasencia, provincia de Cáceres y diócesis de Plasencia. Cursó los estudios eclesiásticos en el Seminario de Plasencia y fue ordenado sacerdote el 4 de junio de 1966. Es Graduado Social por la Universidad de Salamanca (1971). Comenzó su ministerio sacerdotal en el pueblo salmantino de Béjar, donde fue coadjutor, de 1966 a 1972, y luego párroco, de 1973 a 1979, de la Parroquia de San Juan Bautista. Desde 1979 a 1982 fue Rector del Seminario de Plasencia y Delegado Diocesano del Clero entre 1982 y 1990. Este último año fue nombrado Vicario General de la diócesis, cargo que desempeñó hasta su nombramiento episcopal. El 22 de marzo de 1992 fue ordenado Obispo en Coria. Obispo de la diócesis de Coria-Cáceres hasta diciembre de 2006. En la Conferencia Episcopal Española ha sido Presidente de la Comisión Episcopal de Migraciones desde 1999 hasta 2005. En la Conferencia Episcopal Española en la actualidad es miembro de las Comisiones Episcopales de Migraciones y de Pastoral Social. Con fecha 16 de octubre de 2006 fue nombrado por el Santo Padre Benedicto XVI Obispo de Albacete, tomando posesión de la sede el día 16 de diciembre de 2006.