El acompañamiento espiritual, camino para encontrar la misericordia divina

Mons. Francisco Pérez    Hace unos días, desde la Delegación Diocesana del Clero, se nos remitía un ejemplar del documento “El Sacerdote, Confesor y Director Espiritual, Ministro de la Misericordia Divina”, publicado por la Sagrada Congregación para el Clero, el día nueve de marzo del presente año. En la presentación del mismo, el Prefecto, Cardenal Mauro Piacenza, citaba las palabras del Papa, Benedicto XVI, a la Penitenciaría Apostólica, el día once de marzo del año dos mil diez:

“Es preciso volver al confesionario, como lugar en el cual celebrar el Sacramento de la Reconciliación, pero también como lugar en el que “habitar” más a menudo, para que el fiel pueda encontrar misericordia, consejo y consuelo, sentirse amado y comprendido por Dios y experimentar la presencia de la Misericordia divina, junto a la presencia real en la Eucaristía”.

La segunda parte del documento se centra en la dirección o acompañamiento espiritual, descendiendo a una gran riqueza de orientaciones prácticas. En nuestra Diócesis y en sintonía con las últimas indicaciones promulgadas por la Santa Sede, deseamos posibilitar un lugar de atención para los fieles que así lo precisen con el servicio diocesano de un “Equipo de Directores Espirituales”.

Os quiero aclarar en un principio, que este servicio diocesano es distinto del servicio de Confesiones de la Capilla de la Adoración Perpetua. Esta nueva iniciativa pastoral quiere ser un signo para toda la Diócesis de que la dirección o acompañamiento espiritual forma parte del proceso de crecimiento de la vida cristiana. Quiero recordaros que, entre los medios y ayudas que el cristiano puede incorporar para su crecimiento en la fe, la dirección espiritual ocupa un lugar privilegiado.

De lo que os estoy hablando es de poder atender unas consultas que requieren -por su importancia- un tiempo más amplio y más sosegado que el del Sacramento de la Reconciliación en la Capilla de la Adoración Perpetua. Hoy necesitamos, como nunca, una atención y un trato más personalizado en un mundo cada vez más agresivo y anónimo.

El lugar que hemos preparado para acoger a aquellas personas que necesiten acercarse a recibir un “acompañamiento espiritual” es el Oratorio de San Felipe Neri “Escuela de Christo”, sede -en la actualidad- de la Capilla de la Divina Misericordia, junto a la Plaza de San Francisco y a la Parroquia de San Saturnino. La entrada será por la Calle Nueva, número 12.

Es un lugar céntrico y, recientemente, ha sido restaurado. La prestación -atendida por ocho sacerdotes estables y otros ocho de apoyo- será de lunes a viernes, desde las 16,00 horas hasta las 20,30 horas, exceptuando festivos y vacaciones.

Comenzaremos el próximo día 28 de noviembre, Primera Semana del Tiempo de Adviento. Espero que entre todos demos a conocer este nuevo servicio diocesano y podamos ayudar a tantas personas que puedan estar necesitando del mismo.

Con mi bendición,

+ Francisco Pérez González

Arzobispo de Pamplona y Obispo de Tudela

Mons. Francisco Pérez
Acerca de Mons. Francisco Pérez 371 Articles
Nace el día 13 de enero de 1947 en la localidad burgalesa de Frandovínez. Estudió en los Seminarios diocesanos de Burgos, en la Pontificia Universidad Santo Tomás “Angelicum” de Roma y en la Universidad Pontificia de Comillas, donde se licenció en Teología Dogmático-Fundamental. Fue ordenado sacerdote el 21 de julio de 1973, incardinándose en la diócesis de Madrid, a la que sirvió como Vicario parroquial, en dos parroquias, entre 1980 y 1986. Con anterioridad, de 1973 a 1976, ejerció el ministerio parroquial en Burgos. Entre 1986 y 1995 fue formador y director espiritual del Seminario Diocesano de Madrid. Colaboró asimismo en los equipos de dirección espiritual del Seminario Diocesano de Getafe y del Seminario Castrense. El 16 de diciembre de 1995 fue nombrado Obispo de Osma-Soria, recibiendo la ordenación episcopal de manos del Santo Padre Juan Pablo II el 6 de enero de 1996. El 30 de octubre de 2003 se hacía público su nombramiento como nuevo Arzobispo Castrense y el 11 de diciembre tenía lugar la celebración de toma de posesión. CARGOS PASTORALES Desde el 12 de febrero de 2001 es el Director Nacional de Obras Misionales Pontificias, cargo pontificio para un periodo de cinco años para el que fue ratificado en el 2006. Este mismo mes de julio se hacía público su nombramiento como director de la recién erigida cátedra de Misionología de la Facultad de Teología de San Dámaso de Madrid por un periodo de tres años, tras ser designado para el cargo por el Arzobispo de Madrid, Cardenal Antonio María Rouco Varela, Gran Canciller de la citada Facultad. El 31 de julio de 2007 es nombrado por Benedicto XVI Arzobispo de Pamplona y Obispo de Tudela, en sustitución de monseñor Fernando Sebastián, que había regido estas diócesis desde 1993. Tomó posesión el domingo 30 de septiembre de 2007, en la Catedral de Pamplona. OTROS DATOS DE INTERÉS En la CEE es presidente de la Comisión Episcopal de Misiones y Cooperación entre las Iglesias, cargo para el que fue elegido el 14 de marzo de 2017. Fue miembro de las Comisiones Episcopales del Clero y de Seminarios y Universidades (1996-1999); de Misiones y Cooperación entre las Iglesias (1999-2011/2014-2017). Perteneció al Comité Ejecutivo durante el trienio 2011-2014. Ha sido miembro de la Comisión Permanente en representación de la Provincia Eclesiástica de Pamplona (2016-2017).