Ayudamos a todas las familias

Somos Iglesia, sí, es decir, familia de Dios, nacida del amor del Padre e instituida por Cristo Jesús. En ella, y en cada uno de nosotros, cuando vivimos en gracia, habita el Espíritu Santo. 

Esta Iglesia nuestra, una, santa, católica y apostólica, se hace cercana y abarcable en cada diócesis, porción del pueblo de Dios, encomendada a un Obispo para que la apaciente con la cooperación de sus sacerdotes y la ayuda de los religiosos, las religiosas y los seglares. Todos y cada uno de los bautizados, teniendo una dignidad común, la de ser hijos de Dios, conformamos el ser y el existir de nuestra Iglesia diocesana y, por lo mismo, de la Iglesia universal. 

Orihuela–Alicante se llama nuestra diócesis. Necesita recursos económicos para atender al sostenimiento de personas e instituciones: curia diocesana, grupos apostólicos, parroquias, hermanos necesitados y atendidos por Cáritas, etc., etc. «La Iglesia –en frase de nuestro Papa Benedicto XVI– no es sólo una corporación como el Estado, es un cuerpo. No es simplemente una organización, es un verdadero organismo» (10 de diciembre de 2008). 

Hemos de implicarnos todos, por tanto, en la vida de la diócesis. Comprometiéndonos, más y mejor, en tareas apostólicas. Participando, es decir, tomando parte activa y comprometida. En catequesis, en la liturgia, en acciones comunitarias de vivencia de la fe. En el apostolado. Los hermanos que todavía no forman parte de nuestra familia y que no vienen, por lo mismo, a la casa de Dios, que es a su vez nuestra casa, se sentirán invitados si ven que nos amamos, con palabras y con obras, es decir, en verdad. 

La colaboración económica al sostenimiento de la Iglesia es necesaria, es, a la vez, una invitación, reto y compromiso. De todos, mayores, jóvenes y niños. El camino sigue abierto. Os lo agradece muy de veras la Iglesia. Y, en su nombre, este hermano que os quiere, reza por todos y da su vida por cada uno,

Vuestro Obispo, 

+Mons. Rafael Palmero Ramos

Obispo Orihuela- Alicante

Mons. Rafael Palmero
Acerca de Mons. Rafael Palmero 18 Articles
Nace en Morales del Rey, provincia de Zamora y diócesis de Astorga, el 27 de julio de 1936. Curso los estudios de humanidades y filosóficos y los dos primeros años de teología en el seminario conciliar de Astorga. Después, en Roma, amplió su formación teológica. Allí obtuvo la licenciatura y el doctorado en Teología por la Pontificia Universidad Gregoriana y la licenciatura en Ciencias Sociales por la Pontificia Universidad Santo Tomas de Aquino “Angelicum”. Fue ordenado sacerdote el 13 de septiembre de 1959 en Astorga. En 1972 se incardinó en la archidiócesis de Toledo. CARGOS PASTORALES Su ministerio presbiteral comenzó en la diócesis de Astorga. Entre 1961 y 1965 fue secretario de estudios y profesor de Eclesiología y de Doctrina Social de la Iglesia en el seminario mayor diocesano de Astorga y, entre 1963 y 1968, fue delegado episcopal de cáritas diocesana de Astorga. En el año 1968 se trasladó a Barcelona como secretario particular del entonces arzobispo coadjutor de Barcelona, Mons. Marcelo González Martín, cargo que desempeñó hasta el año 1972. También hasta este año, y desde 1969, fue el Presidente del Patronato Diocesano de la “Obra Benéfica Asistencial del Niño Dios”, en la ciudad condal. El año 1972 se trasladó, junto a Mons. González Martín, a Toledo. En esta diócesis fue Vicario General y profesor del Seminario Mayor, entre 1972 y 1987, y arcediano de la Catedral, entre 1974 y 1987. El 24 de noviembre de 1987 fue nombrado obispo auxiliar de Toledo y obispo titular de Pedena. Recibió la ordenación episcopal el 24 de enero de 1988. El 9 de enero de 1996 fue trasladado a la sede episcopal de Palencia. El 26 de noviembre de 2005 fue nombrado Obispo de Orihuela-Alicante, tomando posesión de la sede el 21 de enero de 2006. El 27 de julio de 2012, el Papa Benedicto XVI aceptó la renuncia al gobierno pastoral de esta diócesis, en conformidad con el canon 401, párrafo 1, del Código de Derecho Canónico. Dejó la diócesis el 29 de septiembre de 2012. OTROS DATOS DE INTERÉS En la Conferencia Episcopal Española ha sido miembro de la Comisión Episcopal de Pastoral Social desde 1987 hasta 1990. Miembro de la Comisión Episcopal de Enseñanza y Catequesis desde 1990 hasta 1993. De 1990 a 1999 ha sido miembro de la Comisión Episcopal de Relaciones Interconfesionales y de 1993 a 1999 de la Comisión Episcopal para la Doctrina de la Fe. Desde 1999 es miembro de la Comisión Episcopal de Pastoral, donde es responsable del Departamento de Pastoral de la Salud. Fue miembro del Consejo de Economía desde 1999 hasta noviembre de 2012.