Ante el traslado de los restos de la beata Isabel Calduch de Castellón a Barbastro

Ante la información aparecida hoy en un medio de prensa de Castellón sobre el traslado de los restos de la beata Isabel Calduch Rovira, mártir capuchina, de la iglesia del Monasterio de MM. Capuchinas de Castellón al de Barbastro, este Obispado comunica lo siguiente:

1. En este Obispado desconocíamos este traslado, para el cual no se ha pedido el preceptivo permiso del Obispo diocesano. Este permiso era obligatorio por tratarse de restos depositados en una iglesia, por tratarse de restos de una beata mártir expuestos a la veneración de los fieles y por pertenecer a la historia de la Iglesia diocesana de Segorbe-Castellón.

2. La responsabilidad de este traslado recae única y exclusivamente en la Comunidad de las MM. Capuchinas y, en especial, de la M. Abadesa.

3. Una vez iniciado el proceso de fusión del Monasterio de las MM. Capuchinas de Castellón con el de Barbastro, necesario por la situación personal actual de la Comunidad de Castellón, y hasta que la Santa Sede autorice la fusión y determine el destino de los bienes, la M. Abadesa y el Monasterio están obligados a observar escrupulosamente los establecido en el Código de Derecho Canónico y en las Constituciones de la Orden de MM. Capuchinas sobre la administración de los bienes y, en especial, lo relativo a la enajenación de los bienes. Así se comunicó a la M. Abadesa en escrito del Obispo diocesano de 25 de abril pasado, lo que se le recordó de nuevo en escrito del mismo de 30 de Mayo pasado. Por todo ello cualquier acto de administración de los bienes que contravenga dichas normas y no cuente con el permiso preceptivo de la autoridad eclesiástica competente será nulo e ineficaz, también los contratos de cesión de bienes artísticos y culturales.

Castellón de la Plana, a 14 de octubre de 2011

El portavoz del Obispado de Segorbe-Castellón,

Miguel Simón Ferrandis
Vicario General

Agencia SIC
Acerca de Agencia SIC 37471 Articles
SIC (Servicio de Información de la Iglesia Católica), es una agencia de noticias y colaboraciones referidas a la Iglesia en España, creada en noviembre de 1991 por el Episcopado español y dependiente de la Comisión Episcopal de Medios de Comunicación Social (CEMCS).