La Iglesia es de todos los pueblos, católica desde el inicio

Pentecostés es el nuevo Sinaí, el don de un nuevo pacto en el que la alianza con Israel se extiende a todos los pueblos de la Tierra. Por esta razón la Iglesia es católica desde el primer momento, su universalidad no es el fruto de la inclusión sucesiva de distintas comunidades. Lo dijo el Papa en la misa de la solemnidad de Pentecostés, celebrada esta mañana en la Basílica de San Pedro. Desde el primer momento el Espíritu Santo la creó como Iglesia de todos los pueblos; ella abraza al mundo entero, supera todas las fronteras de raza, clase, nación; derriba todas las barreras y une a los hombres en la profesión del Dios uno y trino. La Iglesia es santa, prosiguió Benedicto XVI, no gracias a las capacidades de sus miembros, sino porque Dios mismo, con su Espíritu, la crea y la santifica siempre. La Iglesia, añadió el Papa, no deriva de la voluntad y la habilidad del hombre, “porque si así fuese se habría extinguido hace tiempo, como pasa con las cosas humanas. Es, en cambio, el Cuerpo de Cristo, animado por el Espíritu Santo”. Recordando la alegría de los discípulos al ver a Señor, el Papa concluyó diciendo que lo que Jesús dona no es una alegría cualquiera, sino la alegría misma, don del Espíritu Santo”.

Agencia SIC
Acerca de Agencia SIC 37427 Articles
SIC (Servicio de Información de la Iglesia Católica), es una agencia de noticias y colaboraciones referidas a la Iglesia en España, creada en noviembre de 1991 por el Episcopado español y dependiente de la Comisión Episcopal de Medios de Comunicación Social (CEMCS).