Carta de Mons. José Sánchez sobre la Vida Contemplativa


Jornada “pro orantibus”

Queridos diocesanos:

En este domingo último de mayo, celebramos la Solemnidad de la Santísima Trinidad. En este mismo día, 30 de mayo, se clausura el X Congreso Eucarístico de la Iglesia en España, que se viene celebrando en los últimos días en Toledo.

También se celebra en la Iglesia en España una especial Jornada por las personas contemplativas, las monjas, los monjes y demás personas que dedican su vida a la oración en el silencio de los monasterios de clausura y en los conventos o en medio del mundo. Aunque trabajan para su propio sustento y para colaborar en obras de caridad y de servicio a los demás, su vida está centrada en la contemplación del misterio de Dios Uno y Trino, de Cristo Muerto y Resucitado, constituido Rey y Señor del Universo, que vendrá como Juez de vivos y muertos y del Espíritu Santo, Don de todo don, que habita en nosotros y nos da vida.

La Santísima Trinidad y la Eucaristía constituyen el núcleo de la vida contemplativa, por ser el misterio insondable del Dios Uno y Trino, Creador, Redentor, Vivificador, manifestado en el Hijo Encarnado en las entrañas de la Virgen María, que ha participado en nuestra propia vida y muerte, que ha resucitado y vive en la gloria del Padre con el Espíritu Santo, Dios uno en la Trinidad y trino en la Unidad y está realmente presente en la Eucaristía.

En la Eucaristía Dios Padre, por el Hijo y por la acción del Espíritu Santo, actualiza y perpetúa la prueba suprema de su amor a los hombres, en la entrega de su Hijo a la, muerte para librarnos del pecado y de la muerte y para que tengamos vida y vida eterna.

Las personas contemplativas han conocido y experimentado estos sublimes misterios y dan por bien empleada su vida en la contemplación de los mismos, en la alabanza, la acción de gracias, la ofrenda de sus vidas y de sus personas y la oración suplicante y reparadora por los que vivimos demasiado ocupados en otros menesteres o alejados de la fuente de la gracia y de la vida.

¡Venid, adoradores! – nos dicen en su mensaje para esta Jornada los Obispos de nuestra Conferencia. Es una invitación a adorar al Señor en el misterio de Dios Uno y Trino, en la solemnidad de la Santísima Trinidad y en la Eucaristía, en esta semana del X Congreso Eucarístico de la Iglesia en España, que se celebra en Toledo. Es una llamada a poner nuestra atención en las almas contemplativas de nuestra Iglesia y a valorar y agradecer el impagable servicio que prestan a la humanidad manteniendo vivos los valores de la oración, de la contemplación, de la adoración, del canto y de la alabanza, de la gratuidad y de la acción de gracias a Dios por su bondad y su misericordia; al mismo tiempo que se entregan a Dios como ofrenda reparadora por nuestros pecados.

Si un día faltasen las almas contemplativas, el mundo sería más pobre y a la Iglesia le faltaría un carisma que ha constituido una cualidad esencial en toda su historia y una incalculable riqueza. Es una forma sublime del seguimiento de Jesús orante, contemplativo, en permanente unión con el Padre, con el que pasaba largas horas y noches enteras en oración. En ella encontraba la fuerza para cumplir su misión hasta entregar su vida.

Demos gracias a Dios por las personas contemplativas en la Iglesia y pidámosle que siga llamando a hombres y mujeres a la vida contemplativa para que Dios sea adorado y alabado y, por su oración y su vida, tenga misericordia con todos nosotros.

Os saluda y bendice vuestro Obispo,

+ José Sánchez González
Obispo de Sigüenza-Guadalajara

Agencia SIC
Acerca de Agencia SIC 37592 Artículos
SIC (Servicio de Información de la Iglesia Católica), es una agencia de noticias y colaboraciones referidas a la Iglesia en España, creada en noviembre de 1991 por el Episcopado español y dependiente de la Comisión Episcopal de Medios de Comunicación Social (CEMCS).