El Papa reclama un mayor compromiso ético par salir de la crisis económica


El Papa Benedicto XVI ha recibido ayer mañana a los participantes en la plenaria de la Pontificia Academia de las Ciencias Sociales, que desde ayer y hasta el martes próximo están reunidos analizando el tema de la plenaria, “la crisis en una economía global. Volver a proyectar nuestro camino”.
El Santo Padre ha dedicado gran parte de su discurso a analizar la crisis económica mundial en la perspectiva de los principios éticos consagrados en la doctrina social de la Iglesia, según ha informado Radio Vaticano. “La crisis financiera mundial -ha dicho el Papa- ha demostrado la fragilidad del actual sistema económico y las instituciones vinculadas al mismo. También hemos visto el error que supone aceptar que el mercado es capaz de regularse por sí mismo, fuera de la intervención pública y el apoyo de reglas éticas. Esta hipótesis se basa en una concepción simplista de vida económica como una especie de mecanismo auto-regulado impulsado por el egoísmo y el lucro. Y como tal, pasa por alto la naturaleza esencialmente ética de la economía como una actividad de y para los seres humanos”.

En este mismo contexto el Papa ha afirmado que “más allá de la espiral de producción y consumo en función de unas necesidades humanas estrictamente definidas, la vida económica debería ser un ejercicio de responsabilidad humana, intrínsecamente orientada hacia la promoción de la dignidad de la persona, la búsqueda del bien común y el desarrollo integral – político, cultural y espiritual – de individuos, familias y sociedades”.

Retomando su encíclica Caritas en Veritate, el Pontífice ha recordado que “la crisis nos obliga a replantear nuestro camino, a darnos nuevas reglas y a encontrar nuevas formas de compromiso”. Para Benedicto XVI replantear el camino significa por supuesto buscar principios objetivos y exhaustivos diferentes con los que juzgar las estructuras, instituciones y decisiones concretas que orientan y dirigen la vida económica. En este sentido el Papa ha evidenciado la creencia de la Iglesia en la existencia de una ley natural universal como fuente definitiva de estos criterios.

“Entre los principios indispensables para proporcionar un enfoque ético integral a la vida económica -ha señalado- debe encontrarse la promoción del bien común, basado en el respeto a la dignidad del ser humano y principal objetivo de los sistemas de producción y del comercio, de las instituciones políticas y bienestar social. En nuestros días, la preocupación por el bien común ha entrado en una dimensión marcada por la globalidad”. El Santo Padre ha subrayado además la responsabilidad hacia las generaciones futuras así como la solidaridad intergeneracional que debe ser reconocida como un criterio ético básico para juzgar cualquier sistema social.

Agencia SIC
Acerca de Agencia SIC 37591 Artículos
SIC (Servicio de Información de la Iglesia Católica), es una agencia de noticias y colaboraciones referidas a la Iglesia en España, creada en noviembre de 1991 por el Episcopado español y dependiente de la Comisión Episcopal de Medios de Comunicación Social (CEMCS).