El archidiócesis de Valencia impulsa en Cuba un centro de acogida para jóvenes y ancianos pobres

1935808_0
La fundación Ad Gentes, del Arzobispado de Valencia, colabora en la actualidad en la construcción de un centro de acogida para jóvenes y ancianos sin recursos en la diócesis de Holguín, impulsado por su obispo emérito, monseñor Héctor Luis Peña Gómez, según ha informado AVAN.
El centro, que ya ha comenzado a ser construido en la localidad de Pedernales, contará con un comedor que ofrecerá la alimentación diaria a 150 ancianos, así como servicios de lavado de ropa, actividades socio-culturales, biblioteca y ludoteca.
Por su parte, los jóvenes acogidos recibirán formación en valores, así como en inglés, computación y técnicas de producción agrícola, según han informado a la agencia AVAN fuentes de la fundación Ad Gentes.
En la zona donde se construye el centro, más de la mitad de la población está en paro, después de que se cerrara una central azucarera en la que trabajaban muchos de sus habitantes.
De igual forma, en el centro residirá monseñor Peña Gómez, quien durante muchos años durante su ministerio episcopal como titular de la diócesis de Holguín “ha vivido en casas prestadas, mientras él procuraba alojamiento y comida a muchos necesitados”, según las mismas fuentes.
El prelado, que se encuentra en Valencia recabando ayudas para la construcción del centro, ha animado “a los valencianos que puedan” a apoyar esta iniciativa, según ha expresado a la agencia AVAN.
En el proyecto colabora, además, el sacerdote cubano Olbier Antonio Hernández, vicario de la parroquia Nuestra Señora del Rosario de la ciudad de Valencia.
Para los interesados en colaborar con la iniciativa, la fundación Ad Gentes ha habilitado el teléfono 96 391 05 37 y el correo electrónico [email protected]

Agencia SIC
Acerca de Agencia SIC 40702 Articles
SIC (Servicio de Información de la Iglesia Católica), es una agencia de noticias y colaboraciones referidas a la Iglesia en España, creada en noviembre de 1991 por el Episcopado español y dependiente de la Comisión Episcopal de Medios de Comunicación Social (CEMCS).